Thomson Reuters
 
 
Asesoría & Empresa, tu portal de actualidad
Buscar
 
 
 
 
 
Jurisprudencia
 
 
Compartir por email
Imprimir
 
 

Sentencia A.P. Albacete 221/2013 de 23 de diciembre


 RESUMEN:

Propiedad industrial: Marcas. Desestimación de nulidad. Coexistencia de marcas: Marcas notorias. La comparación fonética y conceptual entre los signos confrontados no permite establecer que el público se pueda ver inducido a error sobre la procedencia empresarial de los productos o servicios distinguidos con los distintos signos distintivos.

ALBACETE

SECCION PRIMERA

Apelación Civil 161/13

Juzgado de 1.ª Instancia n.º 3 de Albacete, Proced. Ordinario 356/12

APELANTE: Amadeo

Procurador: José Ramón Fernández Manjavacas

APELADO: RENOVALIA ENERGY S.A.

Procurador: Gerardo Gómez Ibáñez

SENTENCIA NUM. 221

EN NOMBRE DE S.M. EL REY

Ilmos.Sres.

Presidente

D. Eduardo Salinas Verdeguer

Magistrados

D. José García Bleda

D. Manuel Mateos Rodríguez

En Albacete a veintitrés de diciembre de dos mil trece.

VISTOS en esta Audiencia Provincial en grado de apelación, los autos n.º 356/12 de juicio ordinario seguidos ante el Juzgado de Primera Instancia n.º 3 de Albacete y promovidos por Amadeo contra la mercantil Renovalia Energy S.A. sobre propiedad industrial; cuyos autos han venido a esta Superioridad en virtud de recurso de apelación que, contra la sentencia dictada en fecha 9 de abril de 2013 por la Ilma. Sra. Magistrada-Juez de Primera Instancia de dicho Juzgado, interpuso el referido demandante. Habiéndose celebrado Votación y Fallo en fecha 7 de octubre de 2013.


ANTECEDENTES DE HECHO


 
ACEPTANDO en lo necesario los antecedentes de la sentencia apelada; y

1.º- Por el citado Juzgado se dictó la referida sentencia, cuya parte dispositiva dice así: " FALLO: Desestimando la demanda interpuesta por el Procurador D. José Ramón Fernández Manjavacas, en nombre y representación de D. Amadeo, contra Renovalia Energy SA, representada por el Procurador D. Gerardo Gómez Ibáñez, debo absolver y absuelvo a la parte demandada de los pedimentos efectuados en su contra. No se hace expresa imposición de las costas causadas...".

2.º- Contra la Sentencia anterior se interpuso recurso de apelación por el demandante Amadeo, representado por medio del Procurador D. José Ramón Fernández Manjavacas, bajo la dirección del Letrado D. Ignacio-M. Barroso Sánchez-Lafuente, mediante escrito de interposición presentado ante dicho Juzgado en tiempo y forma, y emplazadas las partes, por la mercantil demandada Renovalia Energy S.A., representada por el Procurador D. Gerardo Gómez Ibáñez, bajo la dirección del Letrado D. Antonio Velásquez Ibáñez se presentó en tiempo y forma ante el Juzgado de Instancia escrito oponiéndose al recurso de apelación, elevándose los autos originales a esta Audiencia para su resolución, previo emplazamiento de las partes para su comparecencia ante esta Audiencia Provincial por término de diez días, compareciendo los Procuradores indicados en sus respectivas representaciones.

3.º- En la sustanciación de los presentes autos se han observado las prescripciones legales.

VISTO siendo Ponente el Ilmo. Sr. Magistrado D. José García Bleda.


FUNDAMENTOS DE DERECHO


 
Primero.—Por la representación de Amadeo se interpone recurso de apelación contra la sentencia dictada en la instancia que desestimó la demanda formulada por el actor contra la mercantil Renovalia Energy S.A. solicitando su revocación y que se dicte otra en virtud de la cual se estime la demanda y se declare la nulidad de las marcas números 2.791.288 Renova Energy y 2.791.295 Renovaenergy inscritas en la Oficina Española de Marcas y Patentes y, en consecuencia, se proceda a cancelar su inscripción registral.

Segundo.—Alega en esencia la representación del recurrente como motivos de su recurso los siguientes:

1) Error de la juzgadora de instancia al establecer en sus conclusiones en el fundamento de derecho tercero el no riesgo de confusión de los vocablos y signos que integran las referidas marcas por considerar las mismas erróneas en cuanto que la juzgadora se aparta de la jurisprudencia existente al respecto que hace hincapié en que se debe apreciar globalmente la menor o mayor aptitud de la marca para identificar los productos o servicios para los cuales fue registrada atribuyéndoles una procedencia empresarial determinada siendo obvio que existe riesgo de confusión o asociación por el hecho de que los consumidores puedan creer que los servicios en conflicto provengan de un mismo origen empresarial o de empresas ligadas económicamente, pues además en el caso de autos existiría una total y absoluta identidad en los servicios de la clase 36 que se prestan con las referidas marcas ya que los servicios bancarios, monetarios y financieros que identifican a las marcas impugnadas son complementarios de los negocios inmobiliarios.

De otra parte alega el recurrente que la mercantil demandada Renovalia Energy S.A. presentó alegaciones formulando oposición ante la OAMI en expediente de solicitud realizado por Amadeo de la marca comunitaria Renovalia sobre la incompatibilidad de los mismos signos confrontados en el presente procedimiento (n.º 2.715.975 Renovalia del actor y marcas números 2.791.288 Renova Energy y 2.791.295 Renovaenergy de la mercantil demandada Renovalia Energy S.A.) lo que debe considerarse un acto propio habiendo concluido precisamente la OAMI en base a tales alegaciones en resolución de fecha 27 de Enero de 2011 que eran incompatibles las marcas RENOVALIA y 2.791.288 Renova Energy y 2.791.295 Renovaenergy para identificar idénticos servicios de la clase 36 (negocios inmobiliarios y promotora inmobiliaria), pese a ello la juzgadora en su fundamento de derecho tercero se ha apartado de tal resolución de la OAMI que es un órgano especializado indicando que las alegaciones que se puedan efectuar en un expediente administrativo no integran el concepto de acto propio, pues no definen situaciones jurídicas inalterables ni generan una expectativa ni suponen reconocimiento de hechos o situaciones.

Entiende asimismo la parte recurrente que la sentencia infringe por aplicación indebida el artículo 6.1b) de la Ley 17/ 2001 que establece en cuanto a marcas anteriores "1. No podrán registrarse como marcas los signos: a) Que sean idénticos a una marca anterior que designe productos o servicios idénticos. b) Que, por ser idénticos o semejantes a una marca anterior y por ser idénticos o similares los productos o servicios que designan, exista un riesgo de confusión en el público; el riesgo de confusión incluye el riesgo de asociación con la marca anterior." siendo en este caso clara la gran similitud entre la marca anterior Renovalia y las marcas de la mercantil demandada números 2.791.288 Renova Energy y 2.791.295 Renovaenergy, pues en ambos conjuntos denominativos se produce una total identidad en el elemento inicial RE NO VA que además es elemento fonético dominante de las marcas impugnadas ya que la atención del consumidor se dirige sobre todo al principio de la palabra siendo fácilmente confundibles en el aspecto visual y sonoro dado que visualmente los vocablos que integran las marcas son similares y el efecto auditivo es idéntico ya que ambas aluden al concepto de renovación y puede entender que ambas marcas son una misma y poseen un mismo origen empresarial y por tanto no pueden convivir en el mercado sin riesgo de confusión.

2) Se impugna asimismo el fundamento de derecho cuarto en el particular referido a la no condena en costas a la parte demandada en cuanto se solicita la revocación de la sentencia y estimación de la demanda.

Tercero.—Al respecto de las alegaciones anteriores ha de indicarse:

1) Son hechos no controvertidos:

1) Que la marca registrada n° 2.791.288 Renova Energy de la mercantil Renovalia Energy S.A. fue solicitada el 24 de septiembre de 2007 para distinguir "Servicios inmobiliarios, servicios de administración, arrendamiento, promoción y alquiler de inmuebles y servicios de corretaje y tasación de bienes inmuebles, servicios bancarios, monetarios y financieros, servicios de seguros, peritajes y valoraciones fiscales" en la clase 36 del Nomenclátor Internacional y la marca registrada n° 2.791.295 Renovaenergy también de la mercantil Renovalia Energy S.A. fue solicitada el 24 de septiembre de 2007 para distinguir idénticos servicios: "Servicios inmobiliarios, servicios de administración, arrendamiento, promoción y alquiler de inmuebles y servicios de corretaje y tasación de bienes inmuebles, servicios bancarios, monetarios y financieros, servicios de seguros, peritajes y valoraciones fiscales" en la clase 36 del Nomenclátor Internacional. Ambas marcas fueron concedidas respectivamente por la OEPM los días 25 y 26 de marzo de 2008.

2) Que la marca n° 2.715.975 Renovalia del actor Amadeo fue solicitada el 8 de junio de 2006 para distinguir exclusivamente "Negocios inmobiliarios y promotora inmobiliaria" en la clase 36 del Nomenclátor Internacional habiendo obtenido el registro el 4 de Junio de 2007.

3) Cuando el actor apelante presentó su demanda de nulidad en fecha de 5 de Junio de 2012 fecha las marcas de la mercantil Renovalia Energy S.A. y la marca del actor Amadeo que sustenta la acción de nulidad llevaban coexistiendo durante 4 años y 10 meses siendo el referido actor el administrador único de la mercantil PÁRRAFO SUR SL, sociedad que, según se indica en el hecho primero de la demanda, sería la mercantil que utiliza en el mercado la marca española n° 2.715.975 Renovalia resultando, en consecuencia, significativo que pese a la afirmación del actor de que la referida mercantil PÁRRAFO SUR SL utilizaría en el mercado la referida marca no haya depositado sus cuentas desde el año 2007, precisamente después de que p se hubiera obtenido su registro en la Oficina Española de Marcas y Patentes el 4 de Junio de 2007,lo que no deja de ser un evidente indicio de inactividad negocial.

4) Del documento n° 2 del escrito de demanda se desprende que la mercantil PÁRRAFO SUR SL identifica sus servicios con un logotipo mixto gráfico denominativo en el que junto a la denominación "Renovalia" en caracteres de tamaño decreciente-creciente en color verde sobre un fondo azul, se incluyen los términos "CORPORACIÓN INMOBILIARIA" en color blanco y un gráfico que sugiere la silueta recortada de unos edificios sobre un fondo azul.

5) RENOVALIA es el nombre comercial n° 259.060 "RENOVALIA" cuya fecha de prioridad es de 8 de noviembre de 2004 Clase 35: Servicios de venta al menor en comercios de generadores de electricidad o energía partiendo de energías renovables y promoción de ventas para terceros y en relación con estos productos pertenecen también a este grupo las siguientes marcas: 1) n° 2.763.473 Renovalia, registrada en fecha 26.03.2007, clase 40. "Servicios relacionados con la transformación o tratamiento de un objeto o sustancia, modificando sus propiedades esenciales; servicios de tratamiento de materiales; servicios de producción y de transformaron de energía", 2) n° 2.763.620 Renovalia ingeniería, registrada en fecha 26.03.2007, clase 37. "Servicios de construcción; reparación e instalación de parques de energías renovables", 3) n° 2.763.536 Renovalia ingeniería y servicios, registrada en fecha 26.03.2007, clase 11."Aparatos de alumbrado, de calefacción, de producción de vapor, de cocción, de refrigerarían, de secado, de ventilación, de distribución de agua e instalaciones sanitarias, todos ellos para instalaciones energéticas abastecidas por fuentes de energías renovables". 4) n° 2.763.549 Renovalia ingeniería y servicios, registrada en fecha 26.03.2007 clase 37. "Servicios de construcción; reparación e instalación de parques de energías renovables", 5) n° 2.763.622Renovalia energy, registrada en fecha 26.03.2007,clase 40: "Servicios relacionados con la transformación o tratamiento de un objeto o sustancia, modificando sus propiedades esenciales; servicios de tratamiento de materiales; servidos de producción y de transformación de energía", 6) n° 2.763.580 Renovalia solar, registrada en fecha 26.03.2007,clase 37: "Servicios de construcción; reparación; servicios de instalación de parques de energías renovables."

6) Se acredita con la prueba documental aportada que dichas marcas y nombre comercial de la mercantil demandada Renovalia Energy S.A son notorios, en el sector de las energías renovables por su facturación estando asimismo acreditada su presencia habitual en los medios de comunicación de distinto alcance geográfico y especialmente por el patrocinio durante varios del equipo de balonmano de primera división de Ciudad Real, campeón de la Liga española de Balonmano y uno de los equipos punteros en Europa en los años 2005/06, 2007/08 y 2008/09, pues dicho equipo incluso por acuerdo de patrocinio, suscrito en el año 2005, pasó a denominarse "RENOVALIA ENERGY CR".

2) A tenor de tales hechos siendo la función esencial de la marca distinguir los productos o servicios en relación con su origen empresarial y debiendo entenderse el riesgo de confusión "como la posibilidad de que el público sea inducido a error sobre la procedencia empresarial de los productos o servicios distinguidos con los distintos signos distintivos" a la luz de la notoriedad indicada antes de las marcas titularizadas por RENOVALIA en el presente caso no existe el menor riesgo de que ante los signos confrontados (la mercantil PÁRRAFO SUR SL identifica sus servicios con un logotipo mixto gráfico denominativo en el que junto a la denominación "Renovalia" en caracteres de tamaño decreciente- creciente en color verde sobre un fondo azul, se incluyen los términos "CORPORACIÓN INMOBILIARIA" en color blanco y un gráfico que sugiere la silueta recortada de unos edificios sobre un fondo azul) que los consumidores se vean inducidos a error sobre la procedencia empresarial de los servicios que distinguen la marca del actor-apelante y las marcas de la mercantil demandada Renovalia Energy S.A, pues el riesgo de confusión consiste en que "el público pueda creer que los productos o servidos identificados por los signos confrontados proceden de la misma empresa o de empresas vinculadas económica o jurídicamente" y en el presente caso el único signo que percibe el público respecto a la marca del actor es el conjunto del logotipo mixto gráfico denominativo en el que junto a la denominación "Renovalia" en caracteres de tamaño decreciente-creciente en color verde sobre un fondo azul, se incluyen los términos "CORPORACIÓN INMOBILIARIA" en color blanco y un gráfico que sugiere la silueta recortada de unos edificios sobre un fondo azul y no la denominación "RENOVALIA" que es la que figura registrada en la Oficina Española de Patentes y Marcas, por lo que ha de concluirse en el mismo sentido que la juzgadora de instancia de que so se adviértela dificultad de que convivan pacíficamente en el mercado español por un lado, las marcas registradas n° 2.791.288 "RENOVA ENERGY" y n° 2.791.295 "RENOVAENERGY" de la mercantil demandada Renovalia Energy S.A. y por otro la marca n° 2.715.975 "RENOVALIA" del actor y de hecho llevaban coexistiendo pacíficamente durante 4 años y 10 meses, pues el actor Amadeo ha tolerado durante todo este tiempo la existencia de las marcas de la mercantil demandada siendo lógico pensar que si fuese cierta la confusión que alega no habría dejado transcurrir casi cinco años para instar la nulidad de las referidas marcas.

4) Tampoco la comparación fonética y conceptual entre los signos confrontados Renovalia del actor y marcas números 2.791.288 Renova Energy y 2.791.295 Renovaenergy permite establecer que el público se pueda ver inducido a error sobre la procedencia empresarial de los productos o servicios distinguidos con los distintos signos distintivos, pues existen indudables diferencias entre el signo Renovalia del actor y los signos Renova Energy y Renovaenergy toda vez que desde el punto de vista fonético es evidente que es claramente diferenciable distinta no solo la comparación fonética entre "Renovalia Corporación Inmobiliaria" compuesto de tres palabras y los de la demandada Renova Energy y Renovaenergy compuestos de dos palabras sino también desde el punto de vista conceptual, pues el signo del actor evoca el concepto "inmobiliario", mientras que las marcas de la mercantil demandada evocan el concepto "energías renovables".

4) Sentado lo anterior se alega también por la parte apelante que la mercantil demandada Renovalia Energy S.A. presentó alegaciones formulando oposición ante la OAMI en expediente de solicitud realizado por Amadeo de la marca comunitaria Renovalia se alegó por la mercantil demandada la incompatibilidad de los mismos signos confrontados en el presente procedimiento (n.º 2.715.975 Renovalia del actor y marcas números 2.791.288 Renova Energy y 2.791.295 Renovaenergy de la mercantil demandada Renovalia Energy S.A.) lo que debería considerarse un acto propio. La alegación ha de rechazarse, pues tales alegaciones como perfectamente señala la juzgadora de instancia se hicieron en el marco de un proceso administrativo en el que lo que se enjuiciaba era una resolución administrativa de denegación de una marca comunitaria ante la OAMI y por tanto fueron realizadas en un ámbito distinto, al de la presente litis y por tanto no pueden considerarse actos propios vinculantes en este proceso de carácter civil en el que se pretende la nulidad de las marcas de la mercantil demandada.

Razones junto con las expresadas por la juzgadora de instancia que se aceptan y no se reproducen en aras a la brevedad que exigen desestimar el recurso únicamente en el extremo indicado.

Cuarto.—En cuanto a las costas de la primera instancia y de esta alzada al desestimarse la demanda en la instancia y desestimarse en esta segunda instancia el recurso resulta procedente la condena de la parte actora, ahora apelante, en ambas instancias procesales.

VISTOS los preceptos legales citados y demás normas de general y pertinente aplicación.

En virtud de lo expuesto en nombre del Rey y por la autoridad conferida por la Constitución Española aprobada por el pueblo español.


FALLAMOS


 
Que desestimando el recurso de apelación interpuesto por la representación de Amadeo contra la sentencia dictada en fecha 9 de Abril de 2013 por la Ilustrísima Magistrada-Juez del Juzgado de Primera Instancia n.º 3 de Albacete debemos confirmar y confirmamos la misma. Se imponen al recurrente las costas de esta alzada.

Notifíquese esta resolución observando lo prevenido en el artículo 248-4.º de la Ley orgánica del Poder Judicial 6/85, de 1.º de Julio.

Expídase la correspondiente certificación con remisión de los autos originales al Juzgado de procedencia.

Así, por esta nuestra Sentencia, de la que se llevará certificación al rollo de su razón, lo pronunciamos mandamos y firmamos.

PUBLICACION.- En Albacete, a veintitrés de diciembre de dos mil trece.

La pongo yo, la Secretario Judicial, para hacer constar que la Sentencia de fecha 23 de diciembre de 2.013, es entregada en este órgano judicial uniéndose certificación literal al procedimiento de su razón, incorporándose el original al legajo correspondiente para su posterior encuadernación, y registrándose en el libro de Sentencias, con el número 221/13 que por orden correlativo, según su fecha de publicación, le ha correspondido. La presente Sentencia es pública. Doy fe.


Este documento reproduce el texto oficial distribuido por el Centro de Documentación Judicial (CENDOJ). Lex Nova se limita a enriquecer la información, respetando la integridad y el sentido de los documentos originales.
Compartir por email
Imprimir
 
 
 
Descubre ofertas diarias
IV Congreso Nacional de Derecho de Sociedades
Crisis de Empresa: Aspectos Laborales y Mercantiles
Dossier productos tóxicos
 
Foros de formación