Thomson Reuters
 
 
Asesoría & Empresa, tu portal de actualidad
Buscar
 
 
 
 
 
Jurisprudencia
 
 
Compartir por email
Imprimir
 
 

Sentencia A.P. Burgos 254/2010 de 3 de junio


 RESUMEN:

Acción de responsabilidad decenal: Deficiencias constructivas en viviendas. Defectos ruinógenos. Incumplimiento de contrato de compraventa: No procede la condena de la constructora que no es la promotora ni la vendedora de las viviendas.

BURGOS

SENTENCIA: 00254/2010

AUDIENCIA PROVINCIAL DE

BURGOS

Sección 003

Domicilio: SAN JUAN 2

Telf: 947259950

Fax: 947259952

N.I.G.: 09059 38 1 2009 0001002

ROLLO: RECURSO DE APELACION (LECN) 0000471 /2009

Juzgado procedencia: JDO.DE LO MERCANTIL N.1 de BURGOS

Procedimiento de origen: PROCEDIMIENTO ORDINARIO 0000615 /2007

RECURRENTE: CONSTRUCCIONES ARAGON IZQUIERDO, S.L., C.P. CALLE000 NUM000 Y NUM001

Procurador/a: ALEJANDRO JUNCO PETREMENT, JESUS MIGUEL PRIETO CASADO

Letrado/a: MARIA JESUS FERNANDEZ HUESA, LUIS OVIEDO MARDONES

La Sección Tercera de la Audiencia Provincial de Burgos, integrada por los Ilmos. Sres. Magistrados DON JUAN SANCHO FRAILE, Presidente, DON ILDEFONSO BARCALA FERNÁNDEZ DE PALENCIA Y DOÑA MARÍA ESTHER VILLÍMAR SAN SALVADOR, ha dictado la siguiente.

SENTENCIA N.º 254

En Burgos a tres de junio de dos mil diez

VISTO en apelación ante esta Sección Tercera de la Audiencia Provincial de Burgos, los Autos de Procedimiento Ordinario 615 /2007, procedentes del Juzgado de Primera Instancia n.º 4 de Burgos, a los que ha correspondido el Rollo 471 /2009, en los que aparece como parte apelante 1.º CONSTRUCCIONES ARAGON IZQUIERDO, S.L., representado por el Procurador don Alejandro Junco Petrement y asistido por el Letrado doña María Jesús Fernández Huesca; y, como parte apelante 2.ª COMUNIDAD DE PROPIETARIOS CALLE000 NUM000 Y NUM001 representada por el procurador don Jesús Prieto Casado y asistido por el Letrado don Luis Oviedo Mardones, sobre reclamación de cantidad, y siendo Magistrado Ponente la Ilma. Sra. Doña MARÍA ESTHER VILLÍMAR SAN SALVADOR que expresa el parecer de la Sala.


ANTECEDENTES DE HECHO


 
1.º: Los de la resolución recurrida, que contiene el siguiente FALLO "Que estimando íntegramente la demanda presentada por la Comunidad de Propietarios CALLE000 n.º NUM000 y NUM001 de Burgos, con Procurador Sr. Prieto Casado y Letrado Sr. Oviedo Mardones contra la mercantil Construcciones Aragón Izquierdo, con Procurador Sr. Junco Petrement, y Letrada Sra. Fernández Huesca, debo condenar y condeno a la demandada a pagar a la actora la cantidad de CUATRO MIL CIENTO SESENTA Y CUATRO CON TREINTA Y CINCO EUROS (4.164,35 euros), mas los intereses legales y las costas procesales.".

2.º: Notificada la anterior resolución ambas partes presentaron escrito preparando recurso de apelación, que posteriormente formalizaron, mediante otro escrito, dentro del término que les fue concedido al efecto. Y dado traslado a la parte contraria, ambas partes presentaron escrito de oposición a recurso de contrario dentro del plazo que les fue concedido, acordándose por el Juzgado, la remisión de los autos a la Audiencia Provincial de Burgos, habiendo correspondido en el reparto general de asuntos, a esta Sección Tercera de la Audiencia Provincial.

3.º: Recibidos los autos y formado el correspondiente Rollo de Sala, se turnó de ponencia, señalándose para votación y fallo el día 28 de enero de 2010 en que tuvo lugar.

4.º: En la tramitación del presente recurso se han observado las formalidades legales.


FUNDAMENTOS JURIDICOS


 
Primero.-Se ejercita por la Comunidad de Propietarios de la CALLE000 n.º NUM000 y NUM001 de Burgos contra la mercantil Construcciones Aragón Izquierdo la acción de responsabilidad decenal del articulo 1591 del C.civil y la acción de responsabilidad contractual por incumplimiento del contrato de compraventa de las viviendas que integran dicha Comunidad de Propietarios, conforme a los artículos 1101 y 1258 del Código civil, y solicita que la mercantil demandada sea condenada a realizar todas las obras de reparación que sean necesarias para dejar las viviendas en un estado de uso adecuado al fin de las mismas, haciendo para ello a su costa las obras que se indican en el informe pericial, obras que deberán llevarse a efecto en el plazo de seis meses desde la sentencia y, subsidiariamente, a que abone como daños y perjuicios el importe a que asciendan las obras de reparación necesarias que ascenderán a la cantidad fijada en los informes periciales acompañados; y, en todo caso, se condene a la demandada a abonar la cantidad de 792,86 € por los gastos abonados por la comunidad de la plataforma contratada y por la actuación de los bomberos.

Las deficiencias constructivas cuya reparación se instan en la sentencia se concretan en los hechos de la demanda y se articulan en tres tipos:

1.- Defectos en las fachadas del edificio consistentes en el desprendimiento del mortero de cemento en la parte lateral izquierda y parte lateral derecha. Estos defectos se explican en los Hechos Segundo a Séptimo de la demanda. Las obras de reparación a realizar se apoyan en el informe del perito d. Isidro (doc. N.º 3 de la demanda) que las valora económicamente en la suma de 43.250 €.

2.- Deficiencias constructivas consistentes en filtraciones desde las terrazas tanto al piso 9-A como al piso 9-D y manchas de infiltraciones de agua producidas en la fachada principal y posterior. A ellas se refieren los hechos Octavo y Noveno. Se apoya en el informe del perito D. Isidro (doc. n.º 8 de la demanda), que tasa pericialmente dichos defectos en la suma de 8.704,35 €.

3.- Otros defectos constructivos en el resto del inmueble que se describen en el Hecho Décimo de la demanda como desperfectos en la terraza del piso 9-E, 9-C, chapones de hierro en fachada, entrada de agua en los garajes por los huecos de ventilación y grietas en escaleras del edificio, entre otros.

En trámite de conclusiones, a la vista de las pruebas practicadas en las actuaciones, la parte actora modificó sus pretensiones iniciales en los siguientes aspectos:

1.º- La reclamación por defectos de desprendimiento del mortero en la fachada, la mantuvo incólume.

2.º- la obligación de reparar las deficiencias derivadas de infiltraciones de agua de los hechos octavo y noveno de la demanda se sustituyó por la indemnización económica que, a la vista de las Actas de la Comunidad de Propietarios aportadas al pleito, se concretó en la suma de 4.164,35 € que correspondía pagar a la promotora -Cooperativa Grándola en virtud del acuerdo alcanzado al que se refieren aquellas Actas y que ésta última no abonó.

3.º- Renunció a la subsanación de los defectos indicados en el Hecho décimo de la demanda, al no haber quedado acreditados pericialmente.

El Fallo de la sentencia apelada es del siguiente tenor: " Que estimando íntegramente la demanda presentada por la Comunidad de Propietarios de la CALLE000 n.º NUM000 y NUM001 de Burgos (...) contra la mercantil Construcciones Aragón izquierdo (...) debo de condenar y condeno a la demandada a pagar a la actora la cantidad de 4.164,35 €, mas los intereses legales y las costas procesales".

Por la parte actora se solicitó la aclaración de la sentencia alegando que, si bien declara que estima " íntegramente la demanda", se olvida de la condena a la reparación de la fachada en los términos establecidos en el informe pericial del Sr. Isidro y de la petición de los gastos de la plataforma elevadora y del servicio prestado por los Bomberos por importe de 792,86 €.

Ante la negativa a aclarar la sentencia adoptada por un juez distinto del que la dictó, la Comunidad actora se ve obligada a impugnar la sentencia de instancia por los motivos expresados en su petición de aclaración.

Igualmente, la constructora demandada formula recurso de apelación, ciertamente calificable de confuso como tacha la apelada porque, en lugar de impugnar los pronunciamientos de la sentencia apelada, se impugnan uno por uno todos los Fundamentos Jurídicos de la misma, reiterando en exceso los motivos de impugnación que, básicamente, se concretan a juicio de esta Sala en dos: 1) Improcedencia de la condena por importe de 4.164,35 € a la constructora Aragón Izquierdo demandada puesto que, habiéndose declarado por la sentencia apelada que los defectos no son ruinógenos, como ella no es ni promotora ni vendedora de las viviendas no se le puede exigir responsabilidad contractual derivada del contrato de compraventa que es el titulo de imputación que le atribuye la sentencia apelada; 2) Y que, en todo caso, no se trata de un supuesto de estimación " integra de la demanda" sino de estimación parcial y, consecuentemente, no procede la imposición de las costas procesales.

Segundo.-La sentencia apelada de una forma muy confusa resuelve todas las cuestiones planteadas, mezclando el tema de las deficiencias por desprendimiento del mortero de la fachada con el de las deficiencias por infiltraciones de agua desde las terrazas superiores a los pisos 9-A y 9-E e infiltraciones en las fachadas principal y posterior, hasta el punto que solo se pronuncia sobre éste último tema dejando imprejuzgado el primero, como denuncia acertadamente la actora en su recurso.

Es doctrina reiterada del T.S. (SS 21.4 y 4.5.93 y 14.3.95) la de que los tribunales de alzada tienen competencia no solo para revocar, adicionar, suplir o enmendar las sentencias de los inferiores, sino también para dictar respecto de todas las cuestiones debatidas el pronunciamiento que proceda, resultando del artículo 456,1 de la vigente Ley de Enjuiciamiento Civil 1que: "En virtud del recurso de apelación podrá perseguirse, con arreglo a los fundamentos de hecho y de derecho de las pretensiones formuladas ante el Tribunal de primera Instancia, que se revoque un auto o sentencia y que, en su lugar, se dicte otro u otra favorable al recurrente, mediante nuevo examen de las actuaciones llevadas a cabo ante aquel tribunal y conforme a la prueba que, en los casos previstos en esta Ley, se practique ante el tribunal de apelación".

En primer lugar, las deficiencias consistentes en desprendimiento del revestimiento del mortero de las fachadas lateral izquierda y derecha ha quedado acreditado, con el informe pericial emitido por el Sr. Isidro en mayo de 2007 (doc. 3 de la demanda).

Aplicando la doctrina jurisprudencial que cita la sentencia apelada tales defectos deben ser calificados de ruinógenos porque se trata de defectos constructivos que exceden de meras imperfecciones corrientes e inciden en la habitabilidad del inmueble dado el peligro que para los viandantes entraña el desprendimiento del revoco desde la fachada a la calle, así como por las humedades y filtraciones que pueden penetrar a las viviendas por las zonas desconchadas. El informe pericial se acredita que las obras de reparación de estos defectos, según presupuesto que emite, supone la cantidad 43.250 €.

El perito Sr. Isidro señala que la causa de estas deficiencias puede deberse a una mala aplicación del mortero, influyendo tanto el excesivo calor como frío, o bien a una inadecuada dosificación, por lo que el defecto es imputable a una mala praxis de la empresa constructora o a un incumplimiento de las obligaciones correspondientes al Arquitecto Técnico encargado de la Dirección facultativa - o en el caso concreto incluso al Arquitecto Superior al asumir aquellas funciones durante la baja medica del Arquitecto Técnico por accidente-. En todo caso, la indeterminación en cuanto al origen de las deficiencias conlleva la solidaridad impropia entre todos los intervinientes en el proceso constructivo, lo que implica que el perjudicado puede dirigirse contra cualquiera de ellos, sin que pueda la constructora demandada eludir por este motivo su responsabilidad.

Por lo tanto, procede la estimación del recurso de la parte actora y condenar a la demandada a que lleve a cabo las reparaciones de la fachada de la Comunidad actora y también a que le abone de la suma de 792,82 € por los gastos de plataforma y servicios de Bomberos.

Tercero.-Entrando, ahora, en el examen del recurso de la parte demandada, en principio, es evidente que la sentencia apelada no es acertada al declarar que " estima íntegramente la demanda", cuando la estimación hubo de ser parcial porque omite pronunciarse sobre las deficiencias del revestimiento de la fachada; desestima implícitamente el tema de los defectos descritos en el Hecho Décimo de la demanda como " otros defectos constructivos" por renuncia expresa de la actora a reclamarlos al ser evidente su falta de probanza; y porque acoge parcialmente la reclamación relativa a las infiltraciones desde las terrazas a las viviendas 9-A y 9-E y manchas y grietas en la fachada, al optar la actora por una indemnización económica de 4.164,35 € - que es un importe menor que el tasado por el perito Sr. Isidro para reparar todos los defectos que asciende en total a 8.707.35 € - como consecuencia de que este mismo concepto ya fue indemnizado a la Comunidad de Propietarios por dos de las tres promotoras de la edificación, quedando únicamente pendiente la parte correspondiente a la Cooperativa Grándola que es, precisamente, la cantidad que se reclamó por la actora en su escrito de conclusiones (4.450 €)-.

Por lo expuesto, la declaración de la sentencia apelada hubo de ser la de " estimar parcialmente la demanda y, lógicamente, por aplicación del artículo 394.2 de la LEC, sin imposición de las costas procesales a ninguna de las partes. Y en consecuencia, en este punto, el recurso de la parte demandada debe ser estimado.

Ahora bien, los otros motivos que se apuntan en el mismo recurso también, son acertados, como seguidamente se examina.

La sentencia en el párrafo final del Fundamento Jurídico Tercero en referencia a las deficiencias de los Hechos octavo y Noveno - pues son las únicas que se analizan en la sentencia apelada en el F. Jurídico Segundo -, declara que se trata de meras imperfecciones técnicas en la ejecución definitiva, perfectamente localizadas y ubicadas y de fácil reparación que no alcanzan la categoría de ruinógenos, " por lo que no procede la aplicación del articulo 1591 del C.civil, sino la responsabilidad contractual derivada de los artículos 1101 y 1258 del C.civil, asimismo reclamada en la demanda, teniendo en cuenta que ha habido un defectuoso cumplimiento del contrato de compraventa, no habiendo sido entregadas las viviendas y sus anejos en las condiciones pactadas en el mismo, siendo imputable ese cumplimiento defectuoso a la demanda".

Por lo tanto, al declarar la sentencia que las deficiencias de los Hechos Octavo y Noveno no constituyen defecto ruinógeno, la Constructora demandada debe ser declarada exenta de la responsabilidad de dichas patologías por vía del artículo 1591 del C.civil (responsabilidad decenal), sin que proceda fundar su condena, como hace la sentencia apelada, erróneamente, en el incumplimiento del contrato de compraventa, puesto que la demandada es la constructora de los inmuebles, no es ni la promotora ni la vendedora de las viviendas y resto de anejos que forman parte de la Comunidad de Propietarios. De ahí que en este punto, se estime, también, el recurso, siendo improcedente que se condena a la demandada constructora a abonar la suma de 4.540 € que la sentencia de instancia le impone.

Es muy discutible que las deficiencias que integran los Hechos octavo y noveno no tengan el carácter de vicios ruinógenos (máxime cuando la Constructora demandada, con anterioridad al juicio, ha acometido reparaciones parciales y puntuales), sin embargo la declaración judicial de que no son vicios ruinógenos no ha sido impugnada expresamente por la parte actora a la que perjudica, por lo que en virtud del carácter devolutivo del recurso, no podemos pronunciarnos en esta alzada. Es mas, la apelada en su recurso ya no se funda en el incumplimiento del contrato de compraventa como argumentaba en su demanda, sino que, en su escrito de oposición al recurso, alude a la acción directa que dice tienen los compradores de la viviendas que se subrogan en la posición de las promotoras en el contrato de obra que liga a éstas con la constructora demandada; en definitiva, se trata de una cuestión nueva que se plantea por primera vez en esta alzada y por tanto, proscrita por el principio " pendente apellatione nihil innovatur" y articulo 456 de la LEC.

Cuarto.-Al estimarse sendos recurso de apelación y revocarse la sentencia apelada, no procede al imposición de las costas procésales de esta alzada (artículo 398.2 de la LEC).

Vistos los preceptos legales citados y demás de pertinente y general aplicación.


FALLAMOS


 
Que estimando el recurso interpuesto por la Comunidad de Propietarios de la casa núm. NUM000 y NUM001 de la CALLE000 de Burgos y el formulado por mercantil Construcciones Aragón Izquierdo contra la sentencia de fecha 28 de octubre de 2008 del Juzgado de Primera Instancia n.º 4 de Burgos, en el juicio ordinario 615/2007 procede su revocación y dictar otra por la que estimamos parcialmente la demanda planteada por la Comunidad de Propietarios de la casa núm. NUM000 y NUM001 de la CALLE000 de Burgos contra la mercantil Construcciones Aragón Izquierdo se condena a ésta a que realice todas las obras de reparación que sean necesarias para subsanar las deficiencias del revestimiento de las fachadas, haciendo a su consta las obras que indica el perito Sr. Isidro en su informe (doc. 3 de la demanda), que deberá llevar cabo en el plazo de seis meses desde la firmeza de la sentencia y asimismo, que abone la cantidad de 792,86 € por los gastos abonados por la comunidad de la plataforma contratada y la actuación de los bomberos. Todo ello sin expresa imposición de las costas procesales en ninguna de las dos instancias.

Así, por esta nuestra Sentencia, de la que se unirá certificación al rollo de Sala, notificándose legalmente a las partes, lo pronunciamos, mandamos y firmamos.

Publicación.-Dada y pronunciada fue la anterior Sentencia por los Ilmos. Sres. Magistrados que la firman y leída por el Ilmo. Magistrado Ponente en el mismo día de su fecha, de lo que yo el Secretario certifico.


Este documento reproduce el texto oficial distribuido por el Centro de Documentación Judicial (CENDOJ). Lex Nova se limita a enriquecer la información, respetando la integridad y el sentido de los documentos originales.
Compartir por email
Imprimir
 
 
 
Moleskine
III Congreso Nacional Compliance
Crisis de Empresa: Aspectos Laborales y Mercantiles
Dossier productos tóxicos
 
Foros de formación