Thomson Reuters
 
 
Asesoría & Empresa, tu portal de actualidad
Buscar
 
 
 
 
 
Jurisprudencia
 
 
Compartir por email
Imprimir
 
 

Sentencia T.S.J. País Vasco de 5 de octubre de 2010


 RESUMEN:

Extinción del contrato por causas objetivas: Necesidad de amortizar un puesto de trabajo por fin de contrata. Contrato temporal eventual. Despido improcedente. Falta de vinculación del contrato a un puesto de trabajo.

N.I.G. 48.04.4-09/001620

SENTENCIA N.º:

SALA DE LO SOCIAL DEL TRIBUNAL SUPERIOR DE JUSTICIA

DE LA COMUNIDAD AUTÓNOMA DEL PAÍS VASCO

En la Villa de Bilbao, a 5 de octubre de 2010.

La Sala de lo Social del Tribunal Superior de Justicia de la Comunidad Autónoma del País Vasco, formada por los/as Iltmos/as. Sres/as. FLORENTINO EGUARAS MENDIRI, Presidente en funciones, D. JOSE LUIS ASENJO PINILLA y D. ANA ISABEL MOLINA CASTIELLA, Magistrados/as, ha pronunciado

EN NOMBRE DEL REY

la siguiente

SENTENCIA

En el Recurso de Suplicación interpuesto por MASA NORTE S.A. y ALCOA TRANSFORMACION PRODUCTOS S.L. contra la sentencia del Juzgado de lo Social num. nueve de los de Bilbao de fecha diecisiete de Febrero de dos mil diez, dictada en proceso sobre DSP (DESPIDO), y entablado por Víctor frente a MASA NORTE S.A. y ALCOA TRANSFORMACION PRODUCTOS S.L..

Es Ponente el/la Iltmo/a. Sr/a. Magistrado/a D./ña. FLORENTINO EGUARAS MENDIRI, quien expresa el criterio de la Sala.


ANTECEDENTES DE HECHO


 
Primero.-La única instancia del proceso en curso se inició por demanda y terminó por sentencia, cuya relación de hechos probados es la siguiente:

"1.º El actor Don Víctor, con DNI NUM000, ha venido prestando sus servicios por cuenta y a las órdenes de la empresa demandada MASA NORTE, S.A. con categoría profesional de Oficial de 3.ª, antigüedad desde el 2/07/08 y salario mensual bruto de 1.408,91 euros (46,97 euros/día) incluido prorrateo de pagas extraordinarias.

2.º La relación laboral entre las partes se instrumentó a través de contrato de trabajo otorgado el 2/07/08 de duración determinada a tiempo completo, para prestar servicios como Oficial de 3.ª-Montador, consignándose como su objeto atender exigencias circunstanciales del mercado, acumulación de tareas o exceso de pedidos consistentes en "acumulación de pedidos por parte de los clientes", recogiéndose dentro del epígrafe "datos del centro de trabajo" la mención "cualquier centro de empresa" y con una duración inicialmente pactada desde el 2/07/08 hasta el 1/09/08.

3.º Durante la relación laboral el trabajador ha prestado sus servicios en las instalaciones de Amorebieta de la empresa ALCOA TRANSFORMACIÓN DE PRODUCTOS, S.L. en la sección de expediciones.

4.º ALCOA TRANSFORMACIÓN DE PRODUCTOS, S.L. remitió a MASA NORTE, S.A. comunicación fechada el 1/12/08 con el siguiente contenido:

"Por el presente documento les comunicamos que los contratos suscritos con ustedes con fecha 25 de enero de 2007, contratos n.º NUM001, NUM002 y NUM003, prorrogadas sus duraciones un año más, se extinguirán, a todos los efectos, con fecha 31 de diciembre de 2008, tal y como se prevé en la Cláusula Segunda del Anexo 1 de los citados contratos.

Oportunamente se realizarán las liquidaciones que procedan por los servicios realizados hasta dicha fecha, de acuerdo con lo establecido contractualmente.

Le rogamos nos devuelvan debidamente firmado el duplicado de la presente en señal de recibí y conformidad.

Quedamos a su disposición por si desearan comentar algún aspecto en relación con la misma".

5.º La empresa notificó al trabajador carta extintiva fechada el 9/12/08, y con efectos a partir del 31/12/08, con el siguiente tenor literal:

"Por medio de la presente carta, se le comunica la extinción de su contrato de trabajo por causas objetivas con efectos del día 31 de Diciembre del 2008 (último día de trabajo), fundamentada en la necesidad de amortizar su puesto por razones productivas y organizativas de conformidad con lo previsto en el artículo 52 C y en relación con el 51.1 (ambos del Estatuto de los Trabajadores).

Las razones que justifican el despido, son las siguientes.

Nuestro cliente ALCOA TRANSFORMACIONES DE PRODUCTOS S.L. (Fábrica de Amorebieta) nos ha remitido escrito mediante el cual nos comunica que con efectos del día 31 de Diciembre del 2008, se extinguirán, a todos los efectos, los contratos mercantiles que tienen suscritos con nosotros, por lo que al estar Ud. prestando sus servicios en la mencionada fábrica de Amorebieta, nos vemos en la necesidad de amortizar su puesto de trabajo por la extinción de nuestros contratos, que imposibilita que podamos continuar los trabajos que venimos desarrollando. Y la imposibilidad de poder ofertarle un puesto de trabajo de su categoría y especialidad en Vizcaya.

Como consecuencia de la extinción del contrato se pone a su disposición en este momento la indemnización de 20 días por año de servicio con un máximo de 12 mensualidades por importe de 454,01 euros (CUATROCIENTOS CINCUENTA Y CUATRO CON CERO UNO) de conformidad con el artículo 53.1 b) del Estatuto de los Trabajadores.

Asimismo la Empresa como no ha concedido los 30 días de pre-aviso de acuerdo con el artículo 53 apartado 4, abonará en la fecha de terminación del contrato el importe de los días de pre-aviso que correspondan.

De acuerdo con lo estipulado en el artículo 53 apartado 1, durante el tiempo de preaviso tiene derecho a un permiso retribuido de 6 horas semanales, para la búsqueda de otro empleo.

Con independencia de las cantidades indicadas, tendrá usted igualmente a su disposición la liquidación correspondiente a la fecha de extinción del contrato. De la que se le adjunta una propuesta de la misma.

De esta carta se procede a dar copia al Comité de Empresa, cumpliéndose con ello lo previsto en el artículo 53.1.c del Estatuto de los trabajadores.

Atentamente".

6.º No se discute que la indemnización expresada en la carta ha sido abonada al trabajador.

7.º En fechas 14 y 26/01/09, respectivamente, MASA NORTE, S.A. ha contratado a dos Oficiales de 1.ª-Montadores para prestar servicios en la fábrica de Amorebieta de ALCOA LAMINACIÓN S.A.

8.º El 7/04/09 el actor y ALCOA TRANSFORMACIÓN DE PRODUCTOS, S.L. suscribieron documento que obra como documento n.º 1 del ramo de prueba de ALCOA, dándose por íntegra y expresamente reproducido si bien, a los efectos de interés actual, sus estipulaciones primera y segunda tienen el siguiente contenido:

"PRIMERO.- Alcoa entrega en este acto, al Sr. Víctor, la cantidad de 5.000 euros brutos, sirviendo el presente documento de las más fiel carta de pago.

Dicha cuantía se paga en concepto de compensación total y única por la decisión del Sr. Víctor de renunciar con carácter definitivo e irrevocable a integrarse en la plantilla de Alcoa Transformación de Productos, S.L., así como cualquier derecho económico o de otro tipo que pudiera corresponderle en este sentido, teniendo en cuenta los años de prestación de servicios en el centro de trabajo de Amorebieta.

Con el percibo de dicha cantidad el trabajador declara no tener nada más que reclamar a Alcoa Transformación de Productos S.L., renunciando a cuantas cantidades pudieran corresponderle, y comprometiéndose a desistir de cuantas reclamaciones tenga interpuestas contra Alcoa, y en concreto la reclamación formulada ante el Juzgado de lo Social n.º 5 de los de Bilbao, autos n.º 26/09, y la reclamación formulada por despido ante el Juzgado de lo social n.º 9 de los de Bilbao, autos 164/09.

Segundo.-El Sr. Víctor renuncia expresamente a pertenecer a la plantilla de Alcoa, y en caso de ostentar algún derecho de opción entre la plantilla de Alcoa y Masa Norte, opta formalmente por pertenecer a la plantilla de Masa Norte".

El trabajador ha cobrado la suma expresada.

9.º La STSJPV 22/12/09 (rec. N.º 1778/09) confirmó la dictada el 10/02/09 por el JS n.º 8 de Bilbao en sus autos 846/08, desestimando la demanda de cesión ilegal interpuesta por 4 trabajadores de la sección de expediciones frente a ALCOA TRANSFORMACIÓN DE PRODUCTOS, S.L. y MASA NORTE, S.A., obrando ambas resoluciones como bloque documental n.º 3 del ramo de prueba de ALCOA, dándose por reproducida.

10.º El actor no ha ostentado durante el año anterior al despido la condición de delegado de personal, miembro del comité de empresa o delegado sindical.

11.º Se intentó la conciliación administrativa previa sin efecto el 16/02/09, habiéndose presentado papeleta de conciliación el 29/01/09, dándose la misma por expresamente reproducida obrando en autos."

Segundo.-La parte dispositiva de la Sentencia de instancia dice:

"Que, previo rechazo de las excepciones de defecto legal en el modo de proponer la demanda y falta de acción, debo estimar y estimo la demanda formulada por D. Víctor frente a MASA NORTE, S.A. declarando la improcedencia del despido del actor realizado con efectos al 1/01/09, condenando a MASA NORTE, S.A. a que en el plazo de CINCO días opte, por la readmisión del actor en las mismas condiciones y efectos que tenían antes del despido o por el abono de la suma de 1.056,83 euros en concepto de indemnización, de los que en su caso habrán de descontarse los 454,01 euros ya satisfechos, con abono en todo caso de los salarios de tramitación en cuantía de 46,97 euros/día desde la fecha del despido hasta la notificación de esta sentencia o hasta que el actor hubiera encontrado otro empleo si dicha colocación es anterior a la sentencia y se probase por el empresario lo percibido para su descuento de los salarios de tramitación, debiendo comunicar al Juzgado en el plazo indicado la opción ejercitada, entendiéndose que opta por la readmisión en el caso de no verificarlo. Todo ello acordando la libre absolución de ALCOA TRANSFORMACIÓN DE PRODUCTOS, S.L."

Tercero.-Frente a dicha resolución se interpuso el Recurso de Suplicación, que fue impugnado de contrario.


FUNDAMENTOS DE DERECHO


 
Primero.-El Juzgado de lo Social dictó sentencia el 17-2-10 en la que estimó la demanda interpuesta por el trabajador, y declaró improcedente el despido acontecido, y ello por entender que habiéndose concertado un contrato eventual sin identificación de la actividad, y tampoco del centro, el cese acontecido era irregular, teniendo en cuenta, a su vez, que consta la contratación de dos nuevos operarios, hecho probado séptimo, en el mismo centro en el que se ha alegado la necesidad extintiva. Se han rechazado las excepciones de defecto legal en el modo de proponer la demanda y falta de acción, y la pretensión de cesión ilegal que se instaba en demanda.

Segundo.-Frente a la anterior sentencia se han interpuesto dos recurso de suplicación, siendo que la entidad Masa Norte S.A. instrumentaliza cuatro motivos, siendo que los dos primeros se han canalizado por la vía del apdo. b) del art. 191 LPL.

Para que prospere una revisión de los hechos no sólo es necesario que la parte instrumentalice el motivo por medio de prueba idónea: documental o pericial (art. 191 L.P.L); sino que se requiere que la modificación que se pide sea relevante a los efectos de la resolución de la causa, acreditanto error, omisión o arbitraria interpretación de las pruebas por parte del juzgador, de manera que lo pretendido no quede desvirtuado por otras probanzas que hayan podido ser consideradas por el juzgador de instancia, de las que quepa deducir una interpretación distinta a aquélla que obtiene la parte, pues ante posibles contradicciones debe prevalecer el criterio del órgano jurisdiccional, que actúa en el pleito de manera imparcial y objetiva frente a la parte, que, lógicamente, representa un interés sectario, en uso de su legítimo derecho de defensa. Así, es el juzgador quien encarna la facultad soberana de interpretar los hechos desde la probanza llevada a cabo por las partes, que se plasma en el relato de hechos que se consigna. Sus deducciones es quien recurre el que debe impugnarlas de forma eficaz y veraz, sin dejar lugar a la duda o al cuestionamiento, ya que ante ella es primada la labor del juzgador de instancia; a su vez, no basta con aportar con la modificación una puntualización o matización, al ser preciso, como ya decíamos, que la revisión sea transcendente y de entidad suficiente para variar los hechos de la sentencia recurrida.

Desde lo anterior, en el primer motivo se quiere añadir al hecho probado séptimo que no es igual la categoría de los nuevos contratados. Como indica la impugnación del recurso del demandante, las circunstancias profesionales de quien demanda y de los especificados en el hecho impugnado ya figuran, por lo que resulta irrelevante la cuestión fáctica que se suscita, debiéndose recordar que carece de relevancia para el fallo aquello que ya consta, por ser innecesaria la revisión (TS 9 de marzo y 25 de abril de 2005). De otro lado, tengamos en cuenta que las actividades que se han concertado son para "montador", y que en el mismo folio 394 consta también una contratación de oficial de 3.ª, destacándose que, precisamente, una de las causas por las que se ha estimado la pretensión es que no se había especificado centro alguno para la prestación de servicios.

Pasando a la segunda revisión, que pretende la incorporación de un nuevo hecho en el que conste la indemnización percibida por la parte actora y abonada por la entidad AlKoa, también hemos de indicar que el acuerdo suscrito figura dentro del relato de los hechos, y que la indemnización se da por percibida, sin que exista controversia sobre ello, por lo que nada nuevo aporta, salvo deducciones jurídicas, el añadido que se buscaba.

El tercer motivo alega la infracción jurídica del art. 52 ET, señalándose que la causa esgrimida de extinción se corresponde con la necesidad de amortizar la plaza, por finalización de una contrata y ello justifica la extinción. Parte el recurrente de un aserto que no es cierto, y el mismo consiste en identificar el contrato suscrito dentro de la modalidad del contrato de obra, previsto en el art. 15 ET. Y señalamos este elemento porque el contrato que ha suscrito el demandante es eventual, y la sentencia recurrida ha venido a indicar, como argumento primero, que el actor ha sido contratado en una modalidad en la que no se ha especificado de forma concreta la necesidad de la temporalidad, acudiéndose por parte del Magistrado recurrido a la exposición de la necesaria identificación de la acumulación de tareas, y para ello cita doctrina y jurisprudencia que en modo alguno se ha contrariado. En efecto (TS 13-7-09), el contrato eventual requiere la especificación del objeto, deviniendo en otro caso la fijeza del trabajador en una relación de carácter estable, y por tanto si el cese se ampara en la finalización de la eventualidad, el mismo es improcedente. La empresa ha artiuculado una amortización por la vía del art. 52 c ET, y tal y como señala el hecho probado quinto se ha fundamentado en razones productivas y organizativas, que, a su vez, se sustentan en que Alkoa Transformaciones de Productos, S.L., ha finalizado la contratación mercantil que existía. De la sentencia recurrida no se deduce que concurra, respecto al demandante, la causa de amortización. Las vías para acceder a dicha conclusión son diversas: por un lado, no consta acreditada la necesidad de que el puesto del trabajador sea extinguido, por cuanto que difícilmente podemos vincular su contrato a un determinado puesto de trabajo; ello enlaza directamente con la necesaria prueba que se requería a la empresa de que concurría la causa extintiva, pues en otro caso, vistos los términos de generalidad del contrato suscrito, quedaría al arbitrio del empleador la disposición de la causa extintiva, quebrándose el art. 1256 del Código Civil; y, por otro lado, si posteriormente figura una contratación en enero de 2009, para distintos centros, e incluso para aquel en el que se venía realizando la actividad, difícilmente podemos entender que concurre una causa de amortización del puesto, cuando prácticamente de forma simultánea se ha llevado a cabo la cobertura de actividades de montador en la empresa codemandada. Por tanto, hemos de desestimar este motivo, al ser una causa aparentemente canalizadora de la extinción la que esgrime la recurrente, pero que no se materializa en el caso específico. Así es, si bien la amortización puede devenir de la finalización de una contrata, en cuanto ello supone una reducción de la actividad, la misma no consta de forma efectiva, directa y con estabilidad suficiente para ser apreciada en el supuesto que concurre.

El último motivo, también por la vía del apdo. c) del art. 191 LPL, denunciaba el art. 7 del Código Civil entendiéndose que si ha existido una oferta abonada de indemnización en este procedimiento por la entidad Alkoa, cualquier pretensión de nueva indemnización supone un quebranto de los principios de buena fe, con manifiesto abuso del derecho. Sobre tal cuestión hemos dado respuesta en nuestras sentencias de 12-1-10 y 6-7-10, recursos 2786/09 y 1110/10. En síntesis, hemos argumentado que la interpretación que debe efectuarse de los términos del acuerdo suscrito entre las partes, pasa por entender que la indemnización que se pactó no son los perjuicios que se irrogan al trabajador por la medida extintiva adoptada por la empresa recurrente, Masa, sino la renuncia al ejercicio del derecho a integrarse en la empresa comitente, en el supuesto de que se declarara que había concurrido una cesión ilegal de los trabajadores, así como de los eventuales derechos económicos asociados a ello, entre los cuales cabe citar las diferencias salariales, y tal pretensión era independiente del mismo abono de una indemnización por despido que es la que ahora se enjuicia, y en la que pretende el recurrente basar el abuso del derecho. Por tanto conviene desestimar esta pretensión, pues mantenía acción el trabajador, y la misma se suscribe dentro de la pretensión de despido.

El recurso que formula la entidad Alkoa también se apoya en dos diversos motivos de índole jurídica, siendo que el primero denuncia la infracción del art. 103 LPL, entendiendo que concurre una caducidad de la acción, pues han transcurrido desde que se desistió de la pretensión frente a la recurrente varios meses. La recurrente no planteó esta cuestión en la instancia, y aunque es cierto que puede de oficio examinarse, aunque haya sido una alegación novatoria en el recurso de suplicación (TS4-10-07), lo cierto es que en el recurso que examinamos no era admisible esta petición en la vía extraordinaria de recurso, y ello porque la recurrente no ha sido condenada en la instancia, y se le ha absuelto de esta acción pretendida, por lo que difícilmente podemos entender que existiese legitimación para interponer este motivo. Si lo anterior no fuese suficiente, tengamos en cuenta los siguientes puntos a considerar: primero, la caducidad requiere una interpretación en favor de la mayor pervivencia del derecho, por tratarse de una norma restrictiva (TS 21-12-09), y por ello su interpretación debe ser restrictiva (TS 10-4-00); segundo, el plazo de caducidad concuerda con la actividad de la parte, no con aquella que le viene impuesta por el órgano judicial, de manera que si se desiste el día del acto del juicio, 7-4-09, y se admite dicha conducta de la parte en la sentencia dictada al día siguiente, anulándose, posteriormente lo actuado, en orden a la constitución de la litis, otorgándose cuatro días para subsanar y ampliar al demanda. Al acontecer todo ello, ha resultado que la parte se ha acomodado a los dictados procesales, de manera que el plazo se computa con suspensión del mismo, reabriéndose una vez que ha finalizado el plazo de cuatro días concedido por el órgano judicial, pues de otra manera el otorgamiento de un plazo de cuatro días supondría una confianza otorgada a la parte en su contra, convirtiendo el proceso en un "cepo para los no prevenidos" en contra del principio de tutela judicial efectiva (TS 23-1-06); y, tercero, no se constata ninguna inactividad del recurrente en el ejercicio de la pretensión, de forma que todo cómputo del plazo se debe ajustar a aquellos días transcurridos fuera de esa órbita de indisponibilidad que supone el proceso.

Rechazada la caducidad, también se va a rechazar la infracción que se denuncia en el segundo motivo, y en el que la entidad Alkoa pretende denunciar la infracción del art. 1256 del Código Civil, entendiendo, básicamente, que el recurrente no actúa una acción legítima, pues carece de ella en cuanto que extendió documento liquidatorio de la deuda. Ya hemos aludido al enunciar el motivo cuarto de la empresa Masa, como es distinta la indemnización acordada y percibida de Alkoa, pues se refiere a unas consecuencias diferentes al despido que ahora se enjuicia, y de ello deriva, también, que se desestime este motivo.

Todo lo anterior implica que se confirme la sentencia recurrida y se impongan las costas a cada una de las empresas, si bien solamente se otorgan honorarios de letrado respecto a la impugnación que se ha efectuado a cada uno de los recursos sustanciados (de forma concreta Masa y el trabajador).

VISTOS: Los artículos citados y los demás que son de general aplicación


FALLAMOS


 
Se desestiman los recursos de suplicación interpuestos frente a la sentencia dictada por el Juzgado de lo Social n.º 9 de Bilbao de 17-2-10, procedimiento n.º 164/09, por don Francisco de Asis Migoya Amiano, abogado que actúa en nombre y representación de Alkoa Transformación de Productos, S.L., y don Juan Julian López García, letrado que lo hace en representación de Masa Norte, S.A., la que se confirma en su integridad, imponiendo las costas de cada uno de los recursos a las empresas recurrentes con abono de honorarios de letrado de las impugnaciones efectuadas, respecto a cada uno de los recursos, cifrándose en 500 euros, y pérdida de depósitos y consignaciones, a los que se les dará el destino legal.

Notifíquese esta sentencia a las partes y al Ministerio Fiscal, informándoles de que no es firme, pudiendo interponer recurso de casación para la unificación de la doctrina en los términos y con los requisitos que se detallan en las advertencias legales que se adjuntan.

Una vez firme lo acordado, devuélvanse las actuaciones al Juzgado de lo Social de origen para el oportuno cumplimiento.

Así, por esta nuestra Sentencia, definitivamente juzgado, lo pronunciamos, mandamos y firmamos.

E/

Publicación.-Leída y publicada fue la anterior sentencia en el mismo día de su fecha por el/la Iltmo/a. Sr/a. Magistrado/a Ponente que la suscribe, en la Sala de Audiencias de este Tribunal. Doy fe.

ADVERTENCIAS LEGALES.-

Contra esta sentencia cabe recurso de casación para la unificación de doctrina ante la Sala de lo Social del Tribunal Supremo, que necesariamente deberá prepararse por escrito firmado por Letrado dirigido a esta Sala de lo Social y presentado dentro de los 10 días hábiles siguientes al de su notificación.

Además, si el recurrente hubiere sido condenado en la sentencia, deberá acompañar, al preparar el recurso, el justificante de haber ingresado en esta Sala el importe de la condena; o bien aval bancario en el que expresamente se haga constar la responsabilidad solidaria del avalista. Si la condena consistiere en constituir el capital-coste de una pensión de Seguridad Social, el ingreso de éste habrá de hacerlo en la Tesorería General de la Seguridad Social, una vez se determine por ésta su importe, lo que se le comunicará por esta Sala.

El recurrente deberá acreditar mediante resguardo entregado en la secretaría de esta Sala de lo Social al tiempo de preparar el recurso, la consignación de un depósito de 300 euros.

Los ingresos a que se refieren los párrafos anteriores se deberán efectuar, o bien en entidad bancaria del grupo Banesto (Banco Español de Crédito), o bien mediante transferencia o por procedimientos telemáticos de la forma siguiente:

A) Si se efectúan en una oficina del grupo Banesto (Banco Español de Crédito), se hará en la Cuenta de Depósitos y Consignaciones de dicho grupo número 4699-0000-66-1848-10.

B) Si se efectúan a través de tranferencia o por procedimientos telemáticos, se hará en la cuenta número 0030-1846-42- 0005001274, haciendo constar en el campo reservado al beneficiario el nombre de esta Sala de lo Social del Tribunal Superior de Justicia del País Vasco, y en el campo reservado al concepto el número de cuenta 4699-0000-66-1848-10.

Están exceptuados de hacer todos estos ingresos las Entidades Públicas, quienes ya tengan expresamente reconocido el beneficio de justicia gratuita o litigasen en razón a su condición de trabajador o beneficiario del regimen público de la Seguridad Social (o como sucesores suyos), aunque si la recurrente fuese una Entidad Gestora y hubiese sido condenada al abono de una prestación de Seguridad Social de pago periódico, al anunciar el recurso deberá acompañar certificación acreditativa de que comienza el abono de la misma y que lo proseguirá puntualmente mientras dure su tramitación.


Este documento reproduce el texto oficial distribuido por el Centro de Documentación Judicial (CENDOJ). Lex Nova se limita a enriquecer la información, respetando la integridad y el sentido de los documentos originales.
Compartir por email
Imprimir
 
 
 
Oh happy Ley
Workshop Fiscalidad Madrid
Curso Incibe
III Congreso Compliance
 
Foros de formación