Thomson Reuters
 
 
Asesoría & Empresa, tu portal de actualidad
Buscar
 
 
 
 
 
Jurisprudencia
 
 
Compartir por email
Imprimir
 
 

Sentencia A.N. 56/2010, de 22 de septiembre


 RESUMEN:

Delito contra la salud pública de sustancias que causan grave daño a la salud en cantidad de notoria importancia: Doctrina del TS. Concurrencia de la circunstancia de organización: Jurisprudencia. Derecho a la presunción de inocencia: Doctrina del TC. Prueba indiciaria: Requisitos para considerarla prueba de cargo según el TC.

MADRID

SENTENCIA: 00056/2010

AUDIENCIA NACIONAL

SALA DE LO PENAL

SECCIÓN SEGUNDA

ROLLO DE SALA 16/05

PROCEDIMIENTO DE ORIGEN: SUMARIO (PROC. ORDINARIO 08/01)

ÓRGANO DE ORIGEN: JUZGADO CENTRAL DE INSTRUCCIÓN N.º 1

SENTENCIA N.º 56/2010

ILMOS. SRES. MAGISTRADOS:

D. ANGEL HURTADO ADRIÁN (PRESIDENTE)

D. JULIO DE DIEGO LÓPEZ (PONENTE)

D. ENRIQUE LÓPEZ LÓPEZ

En Madrid, a 22 de septiembre de 2010

Visto en juicio oral y público, ante la Sección Segunda de la Sala de lo Penal de la Audiencia Nacional, la causa dimanante del Sumario número 8/01, procedente del Juzgado Central de Instrucción n.º 1 de la Audiencia Nacional Rollo de Sala número 16/2005, por un delito contra la salud pública. Han sido partes en el presente procedimiento como acusador público el Ministerio Fiscal, representado por la Ilma. Sra. D.ª Inmaculada Ávila Serrano.

Y como acusada:

1.- Isabel, nacida en la parroquia El Sagrario, LOJA (ECUADOR), el 22.01.1972, hija de IVAN y CELINA, con domicilio en Mentrida (Toledo), con Pasaporte N.º NUM000, sin antecedentes penales, detenida el 22.12.2009 y acordada su prisión provisional el 23.12.2009, situación en la que continua, de solvencia acreditada no acreditada. Representada por el procurador Sr. Argüelles González y defendida por el letrado D. Juan José Santelesforo Navarro.


ANTECEDENTES DE HECHO


 
Primero.—El Juzgado de Instrucción n.º 4 de Getafe incoó con fecha 31-01-2001 diligencias previas Proc. Abreviado 245- B/2001 en virtud de solicitud de la Comisaría de Policía de Getafe, en el marco de una investigación contra el narcotráfico, de la intervención de varios teléfonos móviles, así como mandamientos de entrada y registro en varios domicilios, dando como resultado el descubrimiento de una red internacional dedicada al tráfico de drogas (cocaína) entre Ecuador y España a través de "mulas" o "correos" en latas de conserva (operación conservas), practicándose una serie de detenciones de la red española, transformadas en Sumario 1-B/2001 e inhibiéndose dicho Juzgado por Auto de 9-07-2001 a favor del Juzgado de Instrucción Decano de los Centrales de Instrucción, siendo repartidas al Juzgado Central de Instrucción n.º 1, el cual incoó diligencias previas 223/01 aceptando la competencia por Auto de 20-07-2001, practicando las diligencias pertinentes para el esclarecimiento de los hechos, transformadas en Sumario 8/2001 por auto de 21-09-2001.

Segundo.—El 24 de mayo de 2004 se dictó auto de procesamiento contra Isabel y otros por delito contra la Salud Pública siendo declarado concluso por Auto de 24-03-2010.

(Por Auto de 6-08-2001 se había acordado la prisión provisional de la procesada siendo detenida el 22-12-2009).

Recibido el Sumario en esta Sección Segunda de la Sala de lo Penal de la Audiencia Nacional, se dictó auto de 13 de mayo de 2010 confirmando la conclusión del Sumario y ordenando la apertura de juicio oral respecto de la procesada Isabel y, a continuación, tras el preceptivo período de calificación de las partes personadas, se resolvió sobre los medios de prueba propuestos por las partes (Auto 11-06-2010), señalándose para las sesiones del juicio oral los días 6 y 7 de septiembre de 2010.

Tercero.—Los días al efecto señalados, se desarrollaron las sesiones del juicio oral, acogiéndose la acusada a su derecho a no declarar, y la práctica de la testifical, pericial y documental propuesta y admitida; tras la cual el Ministerio Fiscal calificó definitivamente los hechos como constitutivos de:

Un delito contra la salud pública de los artículos 368 (sustancia que causa grave daño a la salud), 369.1. 2.ª y 6.ª del C. Penal.

Siendo autora material (arts. 27 y 28 del C. Penal) la procesada Isabel.

Sin la concurrencia de circunstancias modificativas de la responsabilidad criminal.

Procede imponer a la procesada Isabel la pena de TRECE AÑOS DE PRISIÓN Y MULTA DE DOSCIENTOS MIL EUROS con la accesoria de inhabilitación absoluta durante el tiempo de condena. Costas.

Cuarto.—La defensa de Isabel, en igual trámite, elevó a definitivas sus conclusiones provisionales solicitando la libre absolución de su defendida.


II. HECHOS PROBADOSÚnico.-Durante, al menos, los meses de enero a julio de 2001 Isabel formaba parte de una organización - de la cual el presunto cabecilla había sido su compañero sentimental R.F.C.- dedicada a enviar desde Sudamérica (Ecuador) a España distintas partidas de cocaína que eran trasportadas por personas contratadas al efecto por ella en Ecuador denominadas "mulas" o "correos" introducidas en latas o botes de conserva, las cuales eran recepcionadas en España (Getafe) para su posterior distribución y venta por los ya condenados de la red española (ST. n.º 58/06, de 20-12-2006/ Rollo de Sala 16/05) Leon (a) " Vicioso " o " Tiburon " y Santos (a) " Cojo ", recepcionando Isabel el dinero enviado desde España por el pago de la cocaína o bien facilitando nombres de personas residentes en Quito a la organización en España a tal finalidad e interviniendo la Policía los siguientes trasportes de partidas de cocaína a través de las citadas "mulas" o "correos":

El día 7 de marzo de 2001 se intervino en el Aeropuerto de El Altet (Alicante) una maleta que contenía 29 envoltorios en forma de dátil, dos botes de conserva "Snob", un bote de conserva "Del Norte", un bote de conserva "Gustadina", dos botes de conserva "Facundo" y dos botes de conserva "Isabel" conteniendo las siguientes cantidades en peso neto de cocaína, 195,5 gr. (riqueza 80%), 762,6 gr. (riqueza 88%), 486,7 gr. (riqueza 89%), 487,7 gr. (riqueza 84%), 544,7 gr. (riqueza 81%) y 369,9 gr. (riqueza 88%), respectivamente cuya valoración en el mercado ilegal ascendía a la cantidad de 112.023,78€ en su venta al por mayor. (el "correo" Imanol, portador de la droga no fue detenido al ser prohibida su entrada en España debido a falta de documentación en el aeropuerto de Barajas, si bien el equipaje facturado había continuado hasta Alicante).

El día 14 de marzo de 2001 se intervino en Getafe una bolsa con siete latas de conserva que ocultaban 2.628 gr. de cocaína con una grado de pureza de 60% y con un valor en el mercado ilícito de 90.000€, siendo detenido el "correo" portador de la droga Frida.

El día 21 de mayo de 2001 se intervino en el Aeropuerto de El Altet (Alicante) una maleta y, en su interior, camuflada en seis botes de conserva, una sustancia que analizada resultó tratarse de cocaína en cantidades de 499 gr. (riqueza 81%), 499 gr. (riqueza 83%), 498 gr. (riqueza 88%), 498 gr. (riqueza 90%), 506 gr. (riqueza 85%) y 498,5 gr. (riqueza 90%), cuya valoración en el mercado ilegal ascendía a la cantidad de 119.145,74€ en su venta al por mayor, siendo detenido el "correo" portador de la droga Ofelia.

Efectuado allanamiento (entrada y registro) en la casa ubicada en la CALLE000 NUM001 y AVENIDA000 en Quito (Ecuador), domicilio de la procesada Isabel ordenado por la Autoridad Judicial Ecuatoriana el día 16-08-2008 se encontraron: dos envases metálicos medianos con etiqueta de atún "lomitos en agua "Isabel"; un frasco de PET AID MEDICATGED ANTI ITCH SPRAY que es una sustancia en spray para neutralizar el olor a droga y evitar la detección por canes adiestrados; siete pares de guantes quirúrgicos que servían para elaborar las cápsulas de droga e introducirlas en el interior de los envases que simulaban contener conservas; una guía de Western Unión por 2.383,36 dólares enviados de España por Isabel a favor de María Dolores; una guía de Western Unión a favor de María Dolores por 2.348,92 dólares enviados por Alexis; una factura de los almacenes PASAJE TÉCNICO TECNIPESO CIA. LTDA., de 15 de enero de 2001 por la compra de una balanza electrónica marca OHAUS modelo CS-2000, aparato que físicamente fue encontrado en el domicilio de Casilda y Clemente (ambos imputados en las diligencias penales ecuatorianas instruidas al efecto) siendo detenidos María Dolores y su marido Evaristo, empleados de la casa de Isabel la cual se encontraba en España.

Efectuado allanamiento (entrada y registro) en la casa ubicada en la CALLE001 NUM002 en Quito (Ecuador) domicilio de Casilda y su marido Clemente ordenado por la Autoridad Judicial Ecuatoriana el día 16-08- 2001 se encontraron: 1736 gramos de clorhidrato de cocaína; una prensa metálica con sus respectivos accesorios para prensar los alcaloides; un envase nuevo de los que se utiliza para conservas con la etiqueta DEL MONTE DURAZNOS EN MITADES; un envase para conservas, nuevo, sin etiqueta; un envase metálico mediano (molde); tres balanzas de precisión; una hoja de publicidad del restaurante LA POSADA anotado en su reverso " NUM003 Isabel " en poder de Casilda; un pedazo de papel donde consta: " María Milagros 2.400" y una clave " NUM004 " que ha sido utilizado por Isabel para enviar 2.400 dólares a Clemente desde España, siendo detenido el matrimonio.

En virtud de Sentencia n.º 58/06, Rollo de Sala 16/05 de la Sección 2.ª de la Sala Penal de la Audiencia Nacional fueron condenados Leon y Santos, integrantes de la organización en España, como responsables de un delito continuado contra la Salud Pública (notoria importancia y organización) a la pena de 13 años de prisión, e igualmente condenada Ofelia, "correo" de la organización, como responsable de un delito contra la salud pública (notoria importancia) a la pena de 9 años y un mes de prisión.

En virtud de Sentencia de 26-02-2002 de la Sección 23 de la Audiencia Provincial de Madrid fue condenada Frida, "correo" de la organización, como responsable de un delito contra la salud pública a la pena de 9 años de prisión.


IFUNDAMENTOS DE DERECHO


 
Primero.—CALIFICACIÓN JURÍDICA.

Los hechos declarados probados son constitutivos de:

Un delito contra la salud pública, en su modalidad de tráfico ilícito de sustancias estupefacientes que causan grave daño a la salud, en cantidad de notoria importancia, concurriendo la circunstancia de pertenencia a organización, previsto y penado en los arts. 368 y 369.1. 2.ª y 6.ª del Código Penal.

Como es sabido, el art. 368 del Código Penal es una norma penal en blanco, que ha de ser integrado para determinar que sustancias tiene la consideración de drogas tóxicas o estupefacientes, por las listas incorporadas a la Convención Única de las Naciones Unidas, ratificada por España por instrumento de 3 de febrero de 1996, en las que la cocaína aparece incluida, bajo la consideración de aquellas que causan grave daño a la salud. Dentro de las conductas o actividades que se consideran englobadas dentro del tipo objetivo de este delito por ir encaminadas a promover, favorecer o facilitar el consumo ilegal de drogas tóxicas, estupefacientes o sustancias psicotrópicas, hay que considerar actos principales de tráfico como la venta, actos previos como la tenencia y actos auxiliares como el transporte o la actividad de intermediación en el tráfico (SSTS. 12-3-99 y 20-07-2005); modalidades éstas últimas que se dan en el caso de autos vista la conducta de la procesada Isabel relatada en el "factum", concurriendo la circunstancia de notoria importancia del art. 369.1.6.ª del Código Penal a la vista de la cantidad de cocaína intervenida a los llamados "mulas" o "correos", excediendo del límite de los 750 gr. fijado por el Acuerdo del Pleno no Jurisdiccional de la Sala II del Tribunal Supremo de 19 de octubre de 2001 y mantenido en posterior doctrina jurisprudencial (SSTS. De 10 y 17-02-2003).

Asimismo, concurre la circunstancia de organización con la finalidad de difundir tales sustancias.

La jurisprudencia ofrece un criterio lineal y preciso en este sentido; la organización, ha de entenderse en la amplia extensión de su mismo concepto, abarcando todos los supuestos en los que dos o más personas programan un proyecto o propósito para desarrollar una idea criminal, sin que sea precisa una ordenación perfecta. La STS 1-03-2000, y en el mismo sentido la SSTS 18-09-2002; 899/2004, de 8-7 y 1167/2004, de 22-10, sintetiza los elementos que integran la nota de organización en los siguientes términos: a)existencia de una estructura más o menos formalizada y establecida; b) empleo de medios de comunicación no habituales; c) pluralidad de personas previamente concertadas; d) distribución diferenciada de tareas o reparto de funciones; e) existencia de una coordinación; f)debe tener, finalmente, la estabilidad temporal suficiente para la efectividad del resultado jurídico apetecido; elementos todos ellos, que se dan en el caso de autos como tendremos ocasión de comprobar, formando parte la procesada de la organización en Ecuador siendo su función la relatada en el "factum".

Segundo.—AUTORÍA Y PARTICIPACIÓN. VALORACIÓN DE LA PRUEBA.

Los hechos anteriormente declarados probados resultan acreditados por las pruebas practicadas en el plenario, complementadas por los documentos unidos a las actuaciones.

Efectivamente, el Tribunal ha entendido dentro del ámbito del art. 741 L.E.Cr., enervado el derecho constitucional a la presunción de inocencia de la acusada Isabel.

Ya desde la STC. 31/1981 de julio, la jurisprudencia constitucional ha configurado el derecho a la presunción de inocencia desde la perspectiva de regla de juicio, como el derecho a no ser condenado sin pruebas de cargo válidas, lo que supone que ha de existir una mínima actividad probatoria realizada con las garantías necesarias, referida a todos los elementos esenciales del tipo delictivo y que de la misma puedan inferirse, razonablemente, los hechos y la participación del acusado en los mismos. (SSTC 56/2003 de 24 de marzo, FJ5; 94/2004 de 24 de mayo, FJ2; y 61/2005 de 14 de marzo).

La presunción de inocencia puede desvirtuarse no solo mediante la prueba directa, sino también por las pruebas circunstanciales, que son aquellas en las que el indicio, que lleva desde un hecho conocido a otro desconocido por su mutua relación entre ambos ha de ser inmediato y necesario, grave y concluyente, o lo que es lo mismo, siempre que, con base en un hecho plenamente demostrado, pueda inferirse la existencia de otro, por haber entre ambos un enlace preciso y directo según las reglas del criterio humano mediante un proceso mental razonado (STC 174/1985, 229/1988, 197/1989, 124/1990, 78/1994 y 133/1995).

En efecto, desde la STC 174/1985, de 17 de diciembre, el Tribunal Constitucional ha sostenido que, a falta de prueba directa, la prueba de cargo puede ser indiciaria, siempre que se cumplan los requisitos, que permiten distinguirla de las simples sospechas:

a) que parta de hechos plenamente probados

b) que los hechos constitutivos de delito se deduzcan de esos indicios a través de un proceso mental razonado y acorde con las reglas del criterio humano, explicitado en la sentencia condenatoria.

c) que sean plurales.

d) que estén interrelacionados de modo que se refuercen entre sí.

Del delito contra la salud pública es responsable en concepto de autora (art. 28 del Código Penal) la acusada Isabel por su participación directa material y voluntaria en su ejecución.

Todos los que se conciertan para la operación, cualquiera que sea la actividad desarrollada, son autores; toda persona que colabora en la difusión de la droga, con conocimiento de dicha conducta, se convierte en coautor del delito. El art. 368, al penalizar dentro del mismo marco penal todos los comportamientos que suponen alguna aportación casual a la actividad de los autores en sentido estricto, ha definido un concepto extensivo de autor que se extiende a todos los que ostentan el dominio del hecho dentro de la acción conjunta planeada (S. 10-3-2000).

El Tribunal ha contado como prueba de cargo de su participación en el mismo:

§ Los elementos de convicción (efectos intervenidos) relatados en el factum, acreditativos del ilícito tráfico realizado por la procesada, hallados tanto en su domicilio en la CALLE000 NUM001 y AVENIDA000, como en el domicilio de Casilda en la CALLE001 NUM002, ambos en Quito (Ecuador), en presencia del titular de la Fiscalía de Pichincha y de los agentes de la Policía Nacional Españoles n.º NUM005 y NUM006 desplazados a dicho país a tal efecto en virtud de Comisión Rogatoria (fs. 949 a 952), declarando en presencia del Tribunal en calidad de testigos haber participado como observadores en los registros efectuados, encontrándose la procesada en España, siendo los detenidos María Dolores y su marido Evaristo empleados de Isabel los cuales, tanto ellos como ella, recibían dinero de la organización desde España producto de la venta de la droga, manifestaciones corroboradas por la documentación obrante en autos de la empresa "Exact Change" (justificantes de envío de dinero y listados. Fs 360 y ss).

Importante elemento corroborador de todo ello lo encontramos en la declaración obrante en la Comisión Rogatoria (Fs. 964- 966) de Juan Pedro (cabo segundo de la Policía Nacional), hermano del "correo" Imanol e imputado en las diligencias penales ecuatorianas instruidas al efecto, el cual, y en aras de colaborar con las autoridades en los mejores términos, declara el 18-08-2001 acompañado del defensor público y ante el Agente Fiscal Distrital de la Unidad Antinarcóticos de Pichincha en la ciudad de Quito, haber participado la procesada en el envío de las "mulas" o "correos" portando la droga (cocaína) a Madrid (España), uno de ellos su hermano Imanol, todo ello según le manifestó Isabel, recibiendo giros a su nombre variando entre 1.500 y 2.700 dólares producto del tráfico de drogas, dinero que entregaba a Isabel a cambio de una pequeña retribución (20 dólares) que ella le daba, acompañándola hacia el mes de abril de 2001 a una casa que Isabel tenía en Cumbaya observando en ella una máquina y unas latas, contestando ella a sus preguntas que se trataba de una máquina selladora para poner tapas en latas de conserva y que "eso" (droga) iba ahí sin que nadie se diera cuenta; declaración de la que tuvieron conocimiento los agentes de Policía Nacional españoles citados anteriormente como testigos según manifestaron ante el Tribunal, al serles facilitada su lectura.

Llegados a este punto, un dato más a tener en cuenta lo encontramos en la declaración de la condenada Ofelia, "correo" de la organización, ante el Juzgado de Instrucción n.º 4 de Elche el 24 de mayo de 2001, asistida de letrado e informada de sus derechos constitucionales, manifestando que fue una señora llamada Isabel la que contacto con ella dándole la maleta donde iba oculta la droga (cocaína) en botes de conserva, pagándoles los billetes de avión a Madrid.

§ La declaración testifical del funcionario de Policía Nacional n.º NUM007, instructor del atestado de la operación "conservas", manifestando ante el Tribunal la constatación de una red de tráfico de drogas (cocaína) entre Ecuador y España utilizando "correos" para el transporte de la droga en latas de conserva a escala media-alta, siendo el papel de Isabel de enlace en Ecuador de la red española, recibiendo el flujo constante de dinero y el envío de "correos" desde Ecuador detectados a través de las intervenciones telefónicas, produciéndose una serie de detenciones tanto de miembros de la red española como de la red ecuatoriana, así como de varios "correos" interviniendo la droga que portaban la cual una vez analizada resultó ser cocaína, no habiendo sido cuestionados por las partes los informes periciales sobre el particular obrantes en autos. (fs. 491, 1038, 1077 y 1524).

§ Las conversaciones telefónicas obrantes en autos relativas al n.º 696551674 utilizado por el condenado Leon (a) " Tiburon " adveradas por el Secretario Judicial del Juzgado de Instrucción n.º 4 de Getafe (f. 122) introducidas en el plenario mediante su lectura permitiendo su contradicción (tomo observaciones telefónicas anexos n.º 23, 26 y 29).

- el 12-03-01 a las 14:49:58 Isabel habla con Tiburon y con " Cojo " (el condenado Santos) y le facilita los nombres de Juan Pedro, Otilia, Evaristo y Casilda, estos nombres junto con otros más son las personas destinatarias a los que enviaban el dinero desde España a Ecuador. (Conversación de la cinta master n.º 6, vuelta 000, cara A).

- El 13-03-01 a las 16:49:01 Cojo " (Santos) habla con Isabel, le facilita los nombres de los remitentes y destinatarios de cuatro envíos de dinero a Ecuador. Igualmente Cojo le facilita el nombre, dirección y teléfono del Hotel "Tres Hermanos" de Getafe y le advierte que el Hotel solo sirve para una vez y que venga por la mañana para que ellos puedan recogerlo. (se refiere a la droga). (Conversación de la cinta master n.º 6, vuelta 124, cara B).

- El 14-03-01 a las 18:30:34 Isabel (a) " Melones " habla con " Tiburon " interesándose por la chica que había llegado a Getafe (la condenada Frida, "correo" de la organización). (Conversación de la cinta master n.º 7, vuelta 297, cara A).

§ Por último, no cabe olvidar que el silencio del procesado puede y debe valorarse como indicio incriminatorio siguiendo la doctrina del Tribunal Europeo de Derechos Humanos en los casos Monray (8 de junio de 1996) y Landrone (2 de mayo de 2000) y que recogen las Sentencias del Tribunal Supremo de 20 de septiembre de 2000 y 30 de diciembre de 2004 y del Tribunal Constitucional 137/1998 y 202/2000: "la lícita y necesaria valoración del silencio como corroboración de lo que ya está probado es una situación que reclamará claramente una explicación del acusado en virtud de las pruebas de cargo, de modo que, el sentido común dicta que en consecuencia equivale a que no hay explicación posible y a que en su consecuencia el acusado es culpable"; en este caso la acusada Isabel manifestó su deseo a no declarar.

Medios probatorios que acreditan todos ellos sobradamente la participación de la procesada Isabel en un delito de tráfico de drogas (cocaína) en cantidad de notoria importancia y perteneciendo a una organización.

Tercero.—CIRCUNSTANCIAS MODIFICATIVAS DE LA RESPONSABILIDAD CRIMINAL

En la realización del delito descrito no concurren circunstancias modificativas de la responsabilidad criminal en la procesada.

Cuarto.—INDIVIDUALIZACIÓN DE LA PENA

De conformidad con lo establecido en el art. 66.1.6.ª del Código Penal y partiendo de que la pena tipo privativa de libertad a tenor de los arts. 368 penúltimo inciso, y 369.1.2.ª y 6.ª del mismo texto sustantivo es la comprendida entre los nueve años y un día a trece años y seis meses de prisión, La Sala estima adecuada la imposición de la pena de 9 años y un día de prisión para la acusada Isabel, visto el tiempo trascurrido desde la comisión de los hechos y multa de 200.000 €; con accesoria de inhabilitación especial para el derecho de sufragio pasivo durante el tiempo de la condena (artículo 56.1.2.º del Código Penal).

Consta, en autos, información no impugnada, sobre el valor de la sustancia estupefaciente intervenida, facilitada por la Oficina Nacional de Estupefacientes (folios 146, 1451 y 1067), lo que habilita en estos casos al Tribunal para la imposición de la multa correspondiente prevista en los artículos 368 y ss. del Código Penal.

Quinto.—COSTAS

Las costas procesales deben ser impuestas por el ministerio de la Ley a los criminales responsables de todo delito o falta (artículo 123 del Código Penal), debiendo declararse oficio las correspondientes al delito o delitos del que sean absueltos.

Vistos los artículos citados y demás de aplicación:


FALLAMOS


 
Que debemos condenar y condenamos a la acusada Isabel, como responsable en concepto de autora, de un delito contra la salud pública, en su modalidad de tráfico de drogas de las que causan grave daño a la salud, en cantidad de notoria importancia, concurriendo la circunstancia de pertenencia a organización, sin la concurrencia de circunstancias modificativas de la responsabilidad penal a la pena de nueve años y un día de prisión, y multa de dos cientos mil euros (200.000€), con la accesoria de inhabilitación especial para el derecho de sufragio pasivo durante el tiempo de condena, y al pago de las costas procesales causadas.

Conclúyase la pieza de responsabilidad civil con arreglo a derecho.

A la condenada le será de abono el tiempo que haya estado privada provisionalmente de libertad por esta causa, siempre que no le haya sido ya abonado.

Así por esta nuestra Sentencia de la que se llevará certificación al Rollo de Sala y será notificada a las partes con la prevención de no ser firme y cabe interponer recurso de casación ante la Sala Segunda del Tribunal Supremo en el plazo de cinco días a contar desde la última notificación, lo acuerdan, mandan y firman.

Publicación.-En la misma fecha fue leída y publicada la anterior resolución por el Ilmo. Sr/a. Magistrado que la dictó, celebrando Audiencia Pública. Doy fe.


Diligencia.-Seguidamente se procede a cumplimentar la notificación de la anterior resolución. Doy fe.


Este documento reproduce el texto oficial distribuido por el Centro de Documentación Judicial (CENDOJ). Lex Nova se limita a enriquecer la información, respetando la integridad y el sentido de los documentos originales.
Compartir por email
Imprimir
 
 
 
Moleskine
III Congreso Nacional Compliance
Crisis de Empresa: Aspectos Laborales y Mercantiles
Dossier productos tóxicos
 
Foros de formación