Thomson Reuters
 
 
Asesoría & Empresa, tu portal de actualidad
Buscar
 
 
 
 
 
Jurisprudencia
 
 
Compartir por email
Imprimir
 
 

Sentencia A.P. La Rioja 214/2010, de 21 de julio


 RESUMEN:

La representación procesal del menor solicita la estimación del recurso contra la sentencia dictada por el Juzgado de Menores. Alega las consideraciones recogidas en su escrito en las que hace referencia a un error en la tipificación de los hechos discrepando que se tratara de un delito de lesiones del art. 147 del Código Penal sino una falta de lesiones del art. 617-1.º del Código Penal. Estudiados los distintos informes que se presentaron la Sala considera que los servicios sanitarios actuaron conforme a la lex artis, motivo por el que procede desestimar el recurso.

LOGROÑO

SENTENCIA: 00214/2010

AUDIENCIA PROVINCIAL DE LOGROÑO

Sección n.º 001

Rollo: 0000292 /2010

Organo de Procedencia: JUZGADO DE MENORES N. 1 de LOGROÑO

Proc.Origen:EXPEDIENTE DE REFORMA 0000107 /2009

SENTENCIA N.º 214 DE 2010

ILMOS.SRES. MAGISTRADOS:

D. JOSE LUIS DIAZ ROLDAN

D. LUIS MIGUEL RODRIGUEZ FERNANDEZ

D. RICARDO MORENO GARCIA

En LOGROÑO, a veintiuno de julio de dos mil diez.

La Audiencia Provincial de esta capital ha visto en grado de apelación, con celebración de vista pública, el presente Expediente n.º 292/2010, dimanante del Juzgado de Menores de Logroño, por delito de LESIONES, seguido contra el menor Ismael, defendido por el Letrado D. ANA ISABEL GIL PALACIOS, siendo partes, como apelante Ismael, Y, COMO APELADOS el CENTRO EDUCATIVO SAGRADO CORAZON, asistido de la Letrada D.ª Blanca Montes Rincón, y el MINISTERIO FISCAL, habiendo sido Ponente el Magistrado D. RICARDO MORENO GARCIA.


ANTECEDENTES DE HECHO


 
Primero.-El día 20-4-2010 se dictó sentencia (280-291) por el Juzgado de Menores de esta ciudad en cuya parte dispositiva se concluía en lo siguiente: " PRIMERO.- Que debe declarar y declaro que Ismael es autor de un delito de lesiones antes definido. SEGUNDO.- Que procede imponer por ello al menor expedientado Ismael la medida de reforma de 70 horas de prestación de servicios en beneficio de la comunidad dedicadas al cuidado d e personas si presta su consentimiento; en el caso de que no preste su consentimiento se le impone la medida de reforma de 5 fines de semana de permanencia en centro de reforma, no pudiendo tener cada uno de esos fines de semana de permanencia en centro de reforma una duración inferior a las 36 horas. TERCERO.- Que en concepto de responsabilidad civil derivada de la infracción penal, debo acordar y acuerdo: que debo condenar y condeno solidariamente a Ismael, a sus padres y al Centro Educativo "Sagrado Corazón " de Logroño a indemnizar a Carlos Daniel en 286,50.-euros y el interés legal de esta suma del art. 576 de la Ley de Enjuiciamiento Civil. CUARTO Las costas se imponen al menor Ismael "

Segundo.-Por la representación procesal de Ismael, se interpuso recurso de apelación contra dicha sentencia alegando los fundamentos que estimaron convenientes, al igual que se hizo por parte de la acusación particular y del Ministerio Fiscal, y admitido el recurso se dio al mismo el curso legal, siendo objeto de impugnación respectivamente señalándose para la vista el día 19-7-2010.

Tercero.-La representación procesal de Ismael (f.-313-316) solicitando la estimación del recurso contra la sentencia dictada por el Juzgado de Menores, alegaba las consideraciones recogidas en su escrito en las que hacía referencia a: error en la tipificación de los hechos discrepando que se tratara de un delito de lesiones del art. 147 del Código Penal sino una falta de lesiones del art. 617-1.º del Código Penal y en consecuencia la pena a imponer por tal falta sería la de 10 horas de prestación de servicios en beneficio de la comunicad, para concluir interesando que previos los trámites legales oportunos se dicte sentencia por la que revocando la dictada por el Juzgado de Menores se atendieran los argumentos indicados.

Por el Ministerio Fiscal (f.-326-327) se interesó la desestimación del recurso por los propios fundamentos de la sentencia.


HECHOS PROBADOSÚnico.-Se aceptan los hechos probados de la sentencia recurrida y, en consecuencia, se dan por reproducidos en esta resolución.


FUNDAMENTO DE DERECHO


 
Primero.-La representación procesal del menor sostiene que se trata de un error en cuanto a la tipificación de los hechos lo cual debe ser rechazado.

Consta en las actuaciones, y así se valoró extensamente en la sentencia recurrida del Juzgado de Menores, que el menor perjudicado tuvo que se atendido en centro médico por motivo de las quemaduras producidas por el menor Ismael y en tal informe de asistencia se recoge el parte (f.-68) en el que se indica "Quemadura de 1 grado en brazo izquierdo. Cura con Furacin, Cura a las 48 horas, Nolotil cps si dolor. Control por M. de cabecera".

Posteriormente fue examinado por el Médico Forense (f.-90) y se indicó como tratamiento médico, además de esa primera atención prestada en el centro médico la de "Cura de la herida periódica en régimen ambulatorio en principio cada dos días, protección con apósito y analgésicos" tardando en sanar 10 días sin incapacidad para el ejercicio de sus ocupaciones habituales y en el acto del juicio celebrado el día 19-4-2010 precisó a preguntas del Ministerio Fiscal (f.-277) que "...la quemadura hay que tratarla cada 8 horas. Que el médico debe hacer un seguimiento por si hay alguna complicación de la herida" y a preguntas de la defensa del menor manifestó "...que prescriben un control por médico de cabecera y una pomada, que es lo que suelen poner en urgencias. Que una cura es una pomada y un apósito. Que las quemaduras de 1 grado pueden tardar en curar 7 o 10 días...".

Señalado lo anterior se desprende palmariamente que el perjudicado sufrió una quemadura de 1 grado por la que fue atendido en el centro médico y que además y ulteriormente debía someterse a un tratamiento, como lo es colocación de pomada y apósito en principio cada dos días, y sin perjuicio de quien proceda a la colocación de tal pomada y apósito lo cierto es que desde el propio servicio de urgencias y para momentos posteriores se indicaba la conveniencia de control por su médico de cabecera.

En supuesto similar de prescripción medica de tratamiento de la lesión con extensión de pomada sobre la misma se ha pronunciado esta Sala y así la Sentencia de 24 de Abril del 2009 (Recurso: 131/2009), tras un examen de las diferentes opiniones que se mantenían sobre el concepto de tratamiento médico lo estimó tras con cita de las SSTS de 22-5-2002 y de 27-9-2001, concluyendo que "...Así pues, el tratamiento médico y la primera asistencia no son expresiones contrapuestas, en razón de que es posible que en una sola asistencia médica se imponga, a su vez, un tratamiento médico. De lo expuesto, podemos afirmar que el tratamiento médico puede venir integrado por la imposición de una conducta determinada, incluso a cumplir por el propio lesionado, consistente o no en la toma de fármacos, dirigida a la curación, incluyendo en ella también la recuperación en condiciones aceptables, sin dolores excesivos y con la eliminación de riesgos, médica y estadísticamente ciertos y esperables, o de complicaciones serias, es decir, no irrelevantes para la salud del lesionado. El Tribunal comparte la tesis principal que se ha expuesto en cuanto a considerar que ha existido tratamiento medico a los efectos jurídicos penales que aquí interesan cuando, cuando como en el caso que nos ocupa, el paciente acudió en un primer momento al medico y volvió a los pocos días en diversas ocasiones, en las que se le mantuvo el tratamiento con pomada epitelizante, siendo esta medida la única que posibilita la recuperación. El empleo de esta pomada facilita la cura, minorando o suprimiendo los síntomas molestos o dolorosos. Se requiere así para el pleno restablecimiento de la integridad corporal del paciente una determinada terapia con una duración más o menos prolongada y conforme la "lex artis". Compartiendo los razonamientos de la Sentencia apelada que considera los hechos constitutivos de un delito de lesiones del art. 147 del C.P., desestimando el motivo de impugnación..." y en el mismo sentido cabría citar a mero título ejemplificativo las sentencias de la Audiencia Provincial de Ourense 2-2-2010 o de Madrid 2-6-2009 y 13-10-2009

Señalado lo anterior, cabe dar por reproducidos los argumentos que se recogen en la sentencia recurrida y que se comparten estimando que contrariamente a lo interesado por la representación procesal del menor no se trata de lesiones constitutivas de falta del art. 617 sino de delito del art. 147 del Código Penal.

Segundo.-Respecto de la cuestión referida a la pena a imponer en tanto que la misma viene dada por el tipo de infracción que se considera concurrente y se mantiene la que realiza la sentencia recurrida procede mantener la impuesta en el Juzgado de Menores.

Tercero.-Respecto de las costas procesales en aplicación de lo establecido en el art. 239 y 901 LECRM, procede imponer al recurrente las costas procesales devengadas en esta alzada al haber sido desestimado el recurso de apelación formulado.

Vistos los preceptos y razonamientos citados, en nombre de S.M el Rey.


FALLAMOS


 
Que debemos DESESTIMAR Y DESESTIMAMOS el recurso de apelación interpuesto por la presentación procesal del menor Ismael contra la sentencia dictada por el Juzgado de Menores de Logroño de fecha 20-4-2010, y en consecuencia CONFIRMAMOS la expresada resolución en su integridad.

Se imponen al recurrente las costas causadas en esta alzada.

Notifíquese esta resolución de acuerdo con lo establecido en el art. 248-4 de la LOPJ.

Esta sentencia es firme por no caber contra ella más recurso, en su caso, que el extraordinario de revisión. Líbrese testimonio de la presente el cual se llevará a los autos de su razón quedando el original en el presente libro y remítase otro al Juzgado de procedencia a los efectos oportunos.

Así por esta sentencia lo mandamos y firmamos.

El Magistrado D. LUIS MIGUEL RODRIGUEZ FERNANDEZ, en la fecha deliberada votó de conformidad con el resultado de la Sentencia.

Publicación.-En la misma fecha fue leída y publicada la anterior resolución por el Ilmo. Sr. Magistrado que la dictó, celebrando Audiencia Pública. Doy fe.


Diligencia.-Seguidamente se procede a cumplimentar la notificación de la anterior resolución. Doy fe.


Este documento reproduce el texto oficial distribuido por el Centro de Documentación Judicial (CENDOJ). Lex Nova se limita a enriquecer la información, respetando la integridad y el sentido de los documentos originales.
Compartir por email
Imprimir
 
 
 
Oh happy Ley
Workshop Fiscalidad Madrid
Curso Incibe
III Congreso Compliance
 
Foros de formación