Thomson Reuters
 
 
Asesoría & Empresa, tu portal de actualidad
Buscar
 
 
 
 
 
Jurisprudencia
 
 
Compartir por email
Imprimir
 
 

Sentencia T.S. 831/2010, (Sala 1) de 16 de diciembre


 RESUMEN:

Error judicial: Solicitud de la declaración de error judicial en relación a una diligencia de toma de posesión; ajeneidad de la cuestión al proceso de declaración de error. El error judicial regulado en el artículo 292 de la LOPJ únicamente se refiere, en su caso, a las resoluciones judiciales, no a cualquier error procesal que se pudiera cometer en el servicio de la Administración de Justicia. Desestimación de la demanda.

En la Villa de Madrid, a dieciséis de Diciembre de dos mil diez.

Visto por la Sala Primera del Tribunal Supremo, integrada por los Magistrados al margen indicados, la demanda de Error Judicial planteada contra la Diligencia de toma de posesión de fecha 13 de febrero de 2.009 dictada por el Juzgado de Primera Instancia Número Cinco de Reus, en los autos del Procedimiento de Ejecución Hipotecaria 214/2008; siendo parte demandante D. Francisco, D.ª Africa y D.ª Diana, representados por el Procurador D. Argimiro Vázquez Guillén, y asistidos del Letrado D. Jordi Salduga Salse, que compareció el día de la vista; interviniendo el ABOGADO DEL ESTADO y el MINISTERIO FISCAL.


ANTECEDENTES DE HECHO


 
Primero.-Por el Procurador D. Argimiro Vázquez Guillén, en nombre y representación de D. Francisco, D.ª Africa y D.ª Diana, interpuso demanda de Error Judicial ante la Sala Primera del Tribunal Supremo, contra la Diligencia de toma de posesión de fecha 13 de febrero de 2.009, dictada por el Juzgado de Primera Instancia Número Cinco de Reus en los autos de Procedimiento de Ejecución Hipotecaria n.º 214/2008, seguido a instancias de la Caixa D'Estalvis i Pensions de Barcelona contra D. Ovidio y D.ª Ofelia.

Segundo.-Por esta Sala se dictó Auto de fecha 7 de julio de 2.009, admitiéndose a trámite la demanda de Error Judicial anteriormente mencionada.

Tercero.-En cumplimiento de lo dispuesto en el art. 293.1.d) de la LEC, se evacuó informe por el Juzgado de Primera Instancia Número Cinco de Reus, realizando las alegaciones y manifestaciones que estimó convenientes.

Cuarto.-El Fiscal, presentó escrito en el que realizaba las alegaciones oportunas, entendiendo que si se han producido daños a los demandantes de error judicial, no es imputable al órgano jurisdiccional, sino a la parte ejecutante, La Caixa, o al Registro de la Propiedad, contra los que podrá ejercitarse las acciones oportunas.

Quinto.-El Abogado del Estado, contestó a la demanda, oponiéndose a la misma y tras alegar los hechos y fundamentos de derecho, suplicó a la Sala dictase en su día Sentencia desestimando la misma, con imposición de las costas a la actora.

Sexto.-Para la resolución del presente error judicial, se señaló vista para el día 24 de noviembre de 2.010, en que ha tenido lugar, con la asistencia del Letrado de la parte recurrente D. Jordi Salduga Salse y Procurador D. Argimiro Vázquez Guillén; asistiendo a la misma el Abogado del Estado y el Ministerio Fiscal.

Ha sido Ponente el Magistrado Excmo. Sr. D. Jesus Corbal Fernandez,


FUNDAMENTOS DE DERECHO


 
Primero.-El tema objeto de enjuiciamiento versa sobre una petición de declaración de error judicial. Esta declaración obtenida en el proceso especial del art. 293 de la Ley Orgánica del Poder Judicial, o resultante directamente de una sentencia dictada en virtud de recurso [actualmente demanda] de revisión, es un presupuesto insoslayable para que los perjudicados a causa de un error judicial puedan ejercitar -por los cauces oportunos- el derecho a una indemnización a cargo del Estado.

Dispone al efecto el art. 292 LOPJ que "los daños causados en cualesquiera bienes o derechos por error judicial [...] darán a todos los perjudicados derecho a una indemnización a cargo del Estado, salvo en los casos de fuerza mayor" (ap. 1) y que "la mera revocación o anulación de las resoluciones judiciales no presupone por sí sola derecho a indemnización", y señala el art. 293.1 LOPJ que "la reclamación de indemnización por causa de error deberá ir precedida de una decisión judicial que expresamente lo reconozca", decisión que "podrá resultar directamente de una sentencia dictada en virtud de recurso de revisión", o bien obtenida conforme a las reglas que establece el precipitado artículo.

El proceso del art. 293 se refiere exclusivamente a error judicial, es decir, al cometido en una resolución judicial, y no a cualquier error procesal o disfunción en el servicio de la Administración de Justicia. Así, se refieren a error judicial los arts. 292.1 LOPJ, antes expresado, el 293.1,d) LOPJ -sobre informe previo del órgano jurisdiccional a quien se atribuye el error-, y 293.2 LOPJ. Y se refieren a resolución judicial los arts. 292.3, 293.1,f), y 293.1, g).

Pues bien, en el proceso objeto de enjuiciamiento, la demanda ejercitada por Dn. Francisco, Dña. Africa y Dña. Diana solicita el reconocimiento de error judicial, de conformidad con lo dispuesto en el art. 293 de la Ley Orgánica del Poder Judicial, contra la diligencia de toma de posesión de fecha 13 de febrero de 2.009, dictada por el Juzgado de Primera Instancia número 5 de Reus, en los autos de Procedimiento Ejecución Hipotecaria 214/2008, seguido a instancias de La Caixa D'Estalvis i Pensions de Barcelona ("LA CAIXA"), contra D. Ovidio y Dña. Ofelia, y sucede que dicha Diligencia no es una resolución judicial, sino un acto procesal, no judicial, ni hay en la misma ningún error imputable al Juez titular del órgano jurisdiccional.

Dicho lo anterior, no corresponde examinar las vicisitudes o avatares que llevaron a la situación que se denuncia, tanto más que dicha Diligencia fue declarada nula por Auto de 4 de marzo de 2.009, conservando su validez los demás actos, y los únicos daños que son reclamables (efectivo, evaluable económicamente e individualizado en relación a una persona o grupo de personas, según reza el art. 292.2 LOPJ), cuya determinación es ajena al proceso de declaración de error, están en íntima relación con las consecuencias del descerraje de la puerta y cambio de cerradura y desalojo de la vivienda, sin que ello suponga prejudiciar acerca de a quien cabe atribuir la responsabilidad de lo ocurrido, pues aquí únicamente se excluye el error judicial, tanto por razones formales -petición de la demanda de error-, como por no existir base alguna para dictar una decisión diferente.

Segundo.-De conformidad con lo establecido en el art. 293.1,e) LOPJ la desestimación de la demanda de error conlleva la imposición de costas a la parte peticionaria.

Por lo expuesto, en nombre del Rey y por la autoridad conferida por el pueblo español.


FALLAMOS


 
Que declaramos no haber lugar a la petición de declaración de error judicial formulada por la representación procesal de Dn. Francisco, Dña. Africa y Dña. Diana en relación con la diligencia de toma de posesión de fecha 13 de febrero de 2.009 que se practicó en los autos de Procedimiento de Ejecución Hipotecaria núm. 214 de 2.008 del Juzgado de Primera Instancia núm. 5 de Reus, con imposición a la parte demandante de las costas causadas en el proceso.

Publíquese esta resolución con arreglo a derecho y remítase testimonio de esta resolución al Juzgado a los efectos procedentes.

Así por esta nuestra sentencia, que se insertará en la COLECCIÓN LEGISLATIVA pasándose al efecto las copias necesarias, lo pronunciamos, mandamos y firmamos.- Juan Antonio Xiol Rios.- Jesus Corbal Fernandez.- Jose Ramon Ferrandiz Gabriel.- Rubricados.

Publicación.-Leída y publicada fue la anterior sentencia por el EXCMO. SR. D. Jesus Corbal Fernandez, Ponente que ha sido en el trámite de los presentes autos, estando celebrando Audiencia Pública la Sala Primera del Tribunal Supremo, en el día de hoy; de lo que como Secretario de la misma, certifico.


Este documento reproduce el texto distribuido por el Centro de Documentación Judicial (CENDOJ), en cumplimiento de las condiciones generales de reutilización establecidas por el artículo 3.6 del Reglamento 3/2010, sobre reutilización de sentencias y otras resoluciones judiciales.
Compartir por email
Imprimir
 
 
 
Oh happy Ley
Workshop Fiscalidad Madrid
Curso Incibe
III Congreso Compliance
 
Foros de formación