Thomson Reuters
 
 
Asesoría & Empresa, tu portal de actualidad
Buscar
 
 
 
 
 
Jurisprudencia
 
 
Compartir por email
Imprimir
 
 

Sentencia T.S.J. Canarias 604/2010 de 10 de mayo


 RESUMEN:

Despido nulo: Desestimación. Carencia de indicios de vulneración del derecho a la tutela judicial en su vertiente de derecho de indemnidad.  Despido: Salarios de tramitación. Exención. Consignación de indemnización insuficiente. Error excusable.

La Sala de lo Social del Tribunal Superior de Justicia de la Comunidad Autónoma de CANARIAS formada por los Iltmos. Sres D. Humberto Guadalupe Hernández Presidente, Dña. M.ª Jesús García Hernández y D. Ignacio Duce Sánchez De Moya (Ponente) Magistrados, ha pronunciado

EN NOMBRE DEL REY

la siguiente

SENTENCIA

En el recurso de suplicación interpuesto por D.ª Francisca contra sentencia dictada en fecha 20 de junio de 2007 en los autos de juicio n.º 0000310/2007 en proceso sobre DESPIDO, y entablado por Dña. Francisca, contra Promotafe S.L..

Es Ponente, el Iltmo. Sr. D. Ignacio Duce Sánchez De Moya, quien expresa el criterio de la Sala.


ANTECEDENTES DE HECHO


 
Primero.-La única instancia del proceso en curso se inició por demanda y terminó por sentencia, cuya relación de hechos probados es la siguiente:

"Primero.- Dña. Francisca, mayor de edad, con D.N.I NUM000, venía trabajando por cuenta y bajo la dependencia de la empresa demandada, en el sector de la hostelería, con la categoría profesional de jefe de sector, antigüedad de 01.03.05 y salario 1.350,52 € de netos, con p.p. extras, con centro de trabajo en el hotel Paradise, en virtud de los siguientes contratos:

-Eventual por circunstancias de la producción a tiempo completo, en el que se señala como causa "atender las exigencias circunstanciales del mercado", con duración de tres meses, del 01.03.05 al 31.05.05.

-Prórroga del anterior desde el 01.06.05 hasta el 30.11.05.

-Conversión del anterior en contrato indefinido a tiempo completo desde el 30.11.05.

Segundo.-Con fecha 12.02.07 la empresa comunicó a la trabajadora carta de despido con el siguiente contenido:

"La Dirección de la Empresa ha tomado conocimiento de los siguientes hechos a Vd. imputables; a saber:

El pasado día 23 de enero de 2007, sobre las 14:30 horas, siendo usted la máxima responsable del servicio del Restaurante de clientes del Hotel Paradise, permitió, sin ponerlo en conocimiento de la Dirección del Hotel, que el trabajador D. Serafin, en compañía de una señorita, comieran en el mencionado restaurante, evidentemente, sin cobrarle nada por dicho servicio, ya que el Hotel está en régimen de "Todo incluido". Usted sabe que está terminantemente prohibido por la Dirección de esta empresa que los empleados hagan uso de los servicios destinados a los clientes, y en cualquier caso, nunca sería de modo gratuito.

Los hechos descritos son constitutivos de una falta laboral muy grave, a tenor de lo previsto en el artículo 32 del III Acuerdo Laboral de ámbito estatal del Sector de la Hostelería.

En aplicación de lo previsto en el artículo 33 del Acuerdo Laboral referido y en el ejercicio de sus facultades disciplinarias, la Dirección de la Empresa ha tomado la decisión de proceder a SANCIONARLE CON DESPIDO.

La sanción será efectiva desde el mismo momento de su comunicación."

Tercero.-Con la misma fecha la empresa reconoció por escrito la improcedencia del despido y puso a disposición de la trabajadora la cantidad total de 3.828,53 €, en concepto de indemnización; cantidad que fue recibida por la trabajadora el mismo día.

Cuarto.-Entiende la trabajadora que el motivo real del despido es la existencia de previas reclamaciones judiciales frente a la empresa, su relación de parentesco con otros trabajadores de la misma que también formularon reclamaciones judiciales, así como la actividad sindical que desarrollaba en la empresa.

Quinto.-En este Juzgado se siguió procedimiento 1.145/06, promovido por Dña. Francisca, en reclamación de cantidad contra "Promotafe, S.L.", que terminó por conciliación de las partes.

Sexto.-Igualmente se siguió procedimientos 148/06, por despido, y 591/06, de cantidad, a instancia de D. Arcadio, frente a la misma empresa, concluidos ambos por conciliación de las partes.

Séptimo.-Por otra parte se ha seguido procedimiento 1.144/06 a instancia de Dña. Francisca, en reclamación de cantidad frente a la empresa demandada, terminado también por conciliación.

Octavo.-Dña. Francisca es madre de la actora en el presente procedimiento, y sigue trabajando para la empresa demandada; por su parte, D. Arcadio es pareja de Dña. Francisca.

Noveno.-El 23.01.07 D. Obdulio, en representación de los afiliados de CC.OO. comunicó a los afiliados de dicho sindicado la promoción de constitución de sección sindical de CC.OO. en el centro de trabajo Stella Canaris de "PROMOTAFE, S.L.", a dicha promoción iba como candidata la actora.

Décimo.-- El 28.02.07 se comunicó a la empresa por D. Obdulio la constitución de la sección sindical de CC.OO. en el centro de trabajo, solicitando su inscripción para legalización.

Undécimo.-La trabajadora nunca comunicó a la empresa su afiliación al sindicato CC.OO. ni solicitó se le detrajera de su nómina la correspondiente cuota sindical.

Duodécimo.-Con fecha 29.03.07 se celebró acto de conciliación ante el SEMAC en virtud de papeleta presentada el 09.03.07, que resultó sin efecto".

Segundo.-La parte dispositiva de la Sentencia de instancia dice: " ESTIMO PARCIALMENTE la demanda interpuesta por Dña. Francisca, frente a la empresa "PROMOTAFE, S.L." y el MINISTERIO FISCAL, y en consecuencia, DECLARO IMPROCEDENTE el despido de fecha 12.02.07, declarándose extinguida la relación laboral a la fecha del despido y CONDENANDO a la empresa demandada a que abone a la trabajadora la cantidad de 223,27 € en concepto de indemnización pendiente, debiendo el MINISTERIO FISCAL estar y pasar por esta declaración, ABSOLVIENDO a la demandada de la petición de NULIDAD formulada".

Tercero.-Frente a dicha resolución se interpuso el recurso de Suplicación, que fue impugnado de contrario.


FUNDAMENTOS DE DERECHO


 
Primero.-Frente a la sentencia que absolvió a la demandada de la petición de nulidad del despido de la actora, condenando a la misma a abonarle la cantidad de 223,27 euros en concepto de indemnización pendiente por reconocimiento de la improcedencia del mismo despido; se alza la trabajadora en suplicación alegando dos motivos de censura jurídica, en solicitud de la estimación de las pretensiones deducidas en la demanda.

Segundo.-Con amparo en el art 191 c) LPL la parte recurrente aduce aplicación defectuosa del art 24.1 de la Constitución porque existiendo indicios racionales de la vulneración de la garantía de indemnidad de la actora no se procedió a la inversión de la carga de la prueba.

Las razones de dicha vulneración fueron las siguientes:

- Haber reclamado la actora un salario superior en virtud de entender que la categoría del establecimiento en el cual prestaba servicios era de cuatro estrellas y no de tres. Tal reclamación fue conciliada por las partes el día 05-03-2007.

- El padrastro de la actora, "maitre" del hotel, también había sido despedido.

- El conocimiento por la demandada de la creación de la sección sindical de CCOO en el centro de trabajo y de su participación en dicha creación.

Sin embargo según el relato fáctico tales razones son inexistentes.

El TC ha establecido en sentencias 168/1999, de 27 de septiembre, 101/2000, de 10 de abril y 199/2000, de 24 de julio, su doctrina sobre la garantía de indemnidad incluida en el derecho a la tutela judicial efectiva reconocido en el art. 24 de la Constitución. La protección del referido derecho se desdobla en dos planos diferentes:

- el denominado derecho a la indemnidad, consistente en la prohibición para la empresa de ejecutar actos que constituyan una represalia a cualquier actuación del trabajador dirigida a hacer valer judicialmente los derechos de los que se crea titular.

- la prohibición de la injerencia indirecta o derecho a la ejecución efectiva de las resoluciones judiciales lo que implica la prohibición de toda actuación que impida o limite la posibilidad de que una determinada resolución judicial sea ejecutada.

Pues bien la garantía que se entiende en este caso vulnerada es la primera de las antedichas. Y como tal lesión de un derecho fundamental, ha de ser evidenciada por quien la alega mediante unos indicios suficientes a fin de que, acreditados estos, corresponde a quien se imputa la lesión, presentar una prueba suficiente de que su conducta hacia el interesado ha sido objetiva.

En este caso, no existen los indicios de vulneración de tal derecho fundamental, que exijan una justificación a la empresa, dado que la reclamación salarial planteada por la trabajadora resultó conciliada, -al igual que la interpuesta por su madre D.ª Francisca sin despido de esta-, y no consta que la empresa hubiera tenido conocimiento de su participación en la creación de la Sección Sindical de CCOO en el centro. Por otro lado, tampoco se desprende de dicho relato el despido del padrastro de la trabajadora, Don Arcadio, quien según el hecho probado 6.º, concilió con la empresa los procedimientos 148/06 por despido y 591/06, en reclamación de cantidad. Por último la demandada estaba en su derecho de reconocer la improcedencia del despido de la actora aunque este pudiera hallarse justificado.

En consecuencia ha de ser desestimado el motivo.

Tercero.-Con idéntico amparo la misma parte alega vulneración del art 56,2 ET al entender que no concurrió error excusable en la consignación de la indemnización por despido efectuada por la empresa en su favor pues tenía reclamadas la diferencia salarial correspondiente y la empresa consignó con base en el salario que tenía reconocido.

Pero como la misma recurrente ha determinado, la conciliación sobre el salario se produjo entre las partes el día 05.03.2007, es decir, después del despido que tuvo lugar el día 12.02.2007. Consecuentemente hasta aquella fecha no tuvo la empresa conocimiento del nuevo salario de la trabajadora, que habiendo resultado superior ha dado lugar al reconocimiento a favor de la trabajadora de la diferencia indemnizatoria correspondiente. Por consiguiente ha de concluirse que la demandada realizó conforme a derecho la oportuna consignación, procediendo la desestimación del recurso y de la confirmación de la sentencia impugnada.

Vistos los preceptos legales citados y demás de general y pertinente aplicación.


FALLAMOS


 
Que desestimando el recurso de suplicación interpuesto por D.ª Francisca, contra la sentencia dictada en fecha 20 de junio de 2007, por el Juzgado DE LO SOCIAL N. 2 de ARRECIFE de Lanzarote con sede en Puerto del Rosario, debemos confirmar como confirmamos dicha sentencia.

Notifíquese esta sentencia a las partes y al Ministerio Fiscal de esta Tribunal Superior de Justicia.

ADVERTENCIAS LEGALES.-

Contra esta sentencia cabe recurso de casación para la unificación de doctrina ante la Sala de lo Social del Tribunal Supremo, que necesariamente deberá prepararse por escrito firmado por Letrado dirigido a esta Sala de lo Social y presentado dentro de los 10 días hábiles siguientes al de su notificación.

Además, si el recurrente hubiere sido condenado en la sentencia, deberá acompañar, al preparar el recurso, el justificante de haber ingresado en la cuenta de Depósitos y Consignaciones abierta en el BANESTO cta. número: 3537/000066 2354/09 a nombre de esta Sala el importe de la condena, o bien aval bancario en el que expresamente se haga constar la responsabilidad solidaria del avalista. Si la condena consistiere en constituir el capital-coste de una pensión de Seguridad Social, el ingreso de éste habrá de hacerlo en la Tesorería General de la Seguridad Social y una vez se determine por éstos su importe, lo que se le comunicará por esta Sala.

El recurrente deberá acreditar mediante resguardo entregado en la Secretaría de la Sala de lo Social del Tribunal Supremo al tiempo de la personación, la consignación de un depósito de 300 Euros en la entidad de crédito de BANESTO c/c 2410000066 2354/09, Sala de lo Social del Tribunal Supremo.

Están exceptuados de hacer todos estos ingresos las Entidades Públicas, quienes ya tengan expresamente reconocido el beneficio de justicia gratuita o litigasen en razón de su condición de trabajador o beneficiario del régimen público de la Seguridad Social (o como sucesores suyos), aunque si la recurrente fuese una Entidad Gestora y hubiese sido condenada al abono de una prestación de Seguridad Social de pago periódico, al anunciar el recurso deberá acompañar certificación acreditativa de que comienza el abono de la misma y que lo proseguirá puntualmente mientras dure su tramitación.

Una vez firme lo acordado, devuélvase las actuaciones al Juzgado de lo Social de origen para el oportuno cumplimiento.

Así, por esta nuestra Sentencia, definitivamente juzgado, lo pronunciamos, mandamos y firmamos.


Este documento reproduce el texto oficial distribuido por el Centro de Documentación Judicial (CENDOJ). Lex Nova se limita a enriquecer la información, respetando la integridad y el sentido de los documentos originales.
Compartir por email
Imprimir
 
 
 
Moleskine
III Congreso Nacional Compliance
Crisis de Empresa: Aspectos Laborales y Mercantiles
Dossier productos tóxicos
 
Foros de formación