Thomson Reuters
 
 
Asesoría & Empresa, tu portal de actualidad
Buscar
 
 
 
 
 
Jurisprudencia
 
 
Compartir por email
Imprimir
 
 

Sentencia T.S.J. Cataluña 25/2010 de 15 de septiembre


 RESUMEN:

Representación de los trabajadores: Mantenimiento del mandato representativo y de las funciones de ello derivadas, durante cuatro años, hasta la celebración de nuevas elecciones sindicales. Transmisión empresarial: Respeto a la función representativa de los trabajadores que pudieran verse afectados por la transmisión, en el caso de que se mantenga la autonomía de la unidad productiva transmitida. Estimación.

CATALUNYA

SALA SOCIAL

RM

ILMO. SR. MIGUEL ÁNGEL SÁNCHEZ BURRIEL

ILMO. SR. AMADOR GARCIA ROS

ILMA. SRA. VERÓNICA OLLÉ SESÉ

En Barcelona a 15 de septiembre de 2010

La Sala de lo Social del Tribunal Superior de Justicia de Cataluña, compuesta por los/as Ilmos/as. Sres/as. citados al margen,

EN NOMBRE DEL REY

ha dictado la siguiente

SENTENCIA N.º 25/2010

En los autos n.º 10/2010, iniciados en virtud de demanda conflicto colectivo, ha actuado como Ponente el Ilmo Sr. MIGUEL ÁNGEL SÁNCHEZ BURRIEL.


ANTECEDENTES DE HECHO


 
Primero.-Con fecha 15 de marzo de 2010 tuvo entrada en la Secretaría de esta Sala demanda conflicto colectivo en la que intervienen como partes demandantes Silvia, Ana María, Hernan, Laureano, Carmela, Patricio, Severino, Fermina, Luz, Purificacion, Violeta, Luis Andrés, Angelica, Coro, Filomena, Maite, Rebeca, Marí Jose, Araceli, Delia, Gregoria, Micaela, Balbino y Trinidad y como partes demandadas FRESENIUS MEDICAL CARE SERVICES CATALUNYA, S.L., REUS MEDICAL, S.L., INSTITUT NEFROLÒGIC SANTA TECLA, Begoña y Elvira, en la que se solicita se dicte sentencia conforme a derecho.

Segundo.-Admitida la demanda formulada, se señala el día 25 de mayo del presente para celebrar la vista oral. El mismo día se presentaron sendos escritos por Rebeca, Marí Jose, Araceli, Delia, y Gregoria (representantes legales de los trabajadores del centro de Reus), y también Micaela, Balbino y Trinidad (representantes legales de los trabajadores del centro de Tarragona), en el cual desisten de la demanda que ha dado origen al presente procedimiento. Se celebra el correspondiente acto de la vista en el cual se solicita plazo para ampliar la demanda, siendo éste concedido. El día 26 de mayo siguiente se dicta auto en el que se acuerda tener por desistidas las partes antes mencionadas prosiguiéndose con la tramitación de la demanda.

Posteriormente, en 31 de mayo de 2010 se presenta escrito por las letradas de las actoras, solicitando ampliación de la demanda, la cual se tiene por ampliada contra Begoña y Elvira, señalándose para el 6 de julio la celebración del juicio oral en el que tras ratificarse la parte actora en sus peticiones, se opuso la demandada, practicándose las pruebas admitidas, según consta en el acta que se extendió al efecto. Y terminado el acto elevando a definitivas las partes sus conclusiones.


HECHOS PROBADOSPrimero.-La empresa FRESENIUS MEDICAL CARE SERVICES CATALUNYA, S. L., anteriormente denominada Kidney Centers Holdings, S.L., absorbió en fecha 03.10.07 las siguientes sociedades empresariales con la plantilla de personal integrada en las mismas: Reus Medical, S. L., Serveis d'Ajut, S. L., Institut Nefrològic, S. L., Institut Nefrològic Santa Tecla, S. L. y Centro de Tratamiento de la Insuficiencia Renal, S. A. (CETIRSA). (Docs. 1 a 3 del ramo de prueba de UGT, folios 175 a 179 y docs. 42 a 48 del ramo de prueba de CCOO, folios 384 a 413).

Segundo.-En el momento de la absorción de las entidades reseñadas precedentemente, cada una de ellas contaba con la siguiente representación de personal:

A) Provincia de Barcelona:

- Serveis d'Ajut, S. L.: tres delegados de personal en el centro de trabajo sito en Vilanova i la Geltrú.

- Institut Nefrològic, S. L.: Comité de Empresa conjunto que agrupa los centros de trabajo sitos en la calle Diagonal y Julio Verne de Barcelona y los situados en Granollers y L'Hospitalet de Llobregat.

- Centro de Tratamiento de la Insuficiencia Renal, S. A. (CETIRSA), Comité de empresa conjunto que agrupa los centros de trabajo sitos en la calle Morales, n.º 35 de Barcelona y en la Calle Portal Nou de Terrassa.

B) Provincia de Tarragona:

- Reus Medical, S.L.: Comité de empresa para el centro de trabajo sito en Reus.

- Institut Nefrològic Santa Tecla, S. L.: tres delegados de personal para el centro de trabajo de Tarragona. (no controvertido).

Tercero.-El comité de empresa de la entidad Tratamiento de la Insuficiencia Renal, S. A. (CETIRSA) que agrupaba los centros de trabajo sitos en la calle Morales, n.º 35 de Barcelona y en la Calle Portal Nou de Terrassa, se constituyó en Enero de 2.007, tras haberse celebrado las correspondientes elecciones, con anterioridad a que dicha entidad empresarial fuera absorbida por la empresa FRESENIUS MEDICAL CARE SERVICES CATALUNYA, S. L., anteriormente denominada Kidney Centers Holdings, S.L. Posteriormente, con ocasión de elecciones parciales convocadas para la cobertura de vacante generada por la dimisión de un trabajador en dicho Comité de empresa, la entidad empresarial FRESENIUS MEDICAL CARE SERVICES CATALUNYA, S. L. impugnó ante la jurisdicción social dicho proceso, habiendo sido desestimada su demanda por Sentencia dictada, en fecha 11.05.10, por el Juzgado de lo Social n.º 32 de los de Barcelona que validó la convocatoria, sin que conste acreditado que dicha sentencia haya sido recurrida en suplicación. (docs. 6 y 10 del ramo de prueba de UGT, folios 185 a 187 y 194 a 208).

Cuarto.-En 17.12.08, con posterioridad a la fusión por absorción indicada en el hecho probado primero, se efectuaron elecciones para representantes de los trabajadores a los efectos de elegir un Comité conjunto para los cuatro centros de trabajo, sitos en la calle Diagonal y Julio Verne de Barcelona y los situados en Granollers y L'Hospitalet de Llobregat, que habían sido pertenecientes a la entidad absorbida Institut Nefrològic, S. L., y que en la fecha del proceso electoral formaban parte del entramado empresarial de la entidad FRESENIUS MEDICAL CARE SERVICES CATALUNYA, S. L. (doc. 7 del ramo de prueba de UGT, folios 188 a 190).

Quinto.-En fecha 23.06.09, se efectúa proceso electoral para la elección de Delegados de personal como representantes de los trabajadores en el centro de trabajo de Vilanova i la Geltrú que anteriormente había pertenecido a la empresa absorbida Serveis d'Ajut, S. L. (doc. n.º 8 del ramo de prueba de UGT, folios 191/192).

Sexto.-Ninguno de los centros de trabajo absorbidos por la empresa demandada FRESENIUS MEDICAL CARE SERVICES CATALUNYA, S. L. ha perdido su autonomía al continuar realizando la misma actividad que efectuaban con anterioridad a la absorción empresarial y mantener la plantilla de personal anteriormente existente sin que conste se haya producido una reestructuración de la misma. (No controvertido).

Séptimo.-Ninguno de los procesos electorales relatados en los hechos cuarto y quinto, celebrados con posterioridad a la absorción de las empresas Institut Nefrològic, S. L. e Institut Nefrològic, S. L. y sus centros de trabajo, fue impugnado por la entidad empresarial FRESENIUS MEDICAL CARE SERVICES CATALUNYA, S. L., habiendo ejercitado dicha representación legal, con normalidad y en sucesivas negociaciones habidas con la empresa, las competencias reconocidas legalmente (no controvertido y docs. 11 a 41 del ramo de prueba de CCOO, folios 292 a 383).

Octavo.-Desde 11/09 la empresa FRESENIUS MEDICAL CARE SERVICES CATALUNYA, S. L. niega representatividad al conjunto de la representación electa de los trabajadores, suspendiendo el ejercicio por parte de éstos de las competencias derivadas de dicha representación electoral, excepción hecha del crédito horario sindical. (no controvertido).


FUNDAMENTOS DE DERECHO


 
Primero.-La relación de los hechos que se declaran probados se desprende de la valoración conjunta de la prueba aportada por las partes de conformidad a los principios de la sana e imparcial crítica y, en particular, a la prueba que se especifica en cada uno de ellos. Conviene remarcar que el sustrato fáctico es pacífico entre las partes sin que existan, por tanto, divergencias entre los demandantes y la empresa demandada.

Segundo.-La cuestión litigiosa se centra en la legitimidad de los representantes del personal de plantilla de la empresa FRESENIUS MEDICAL CARE SERVICES CATALUNYA, S. L. que presta servicios en los distintos centros de trabajo de la demandada, a los que la empresa, sin soporte jurídico alguno, niega el ejercicio de las competencias que les vienen atribuidas por el artículo 67 del Estatuto de los Trabajadores en razón de su elección, cuestionando la eficacia de las elecciones realizadas y no impugnadas, pretendiendo, a su vez, la fusión de los distintos órganos de representación de los trabajadores en un único Comité de Empresa computando para ello la totalidad de la plantilla de personal de todos los centros de trabajo de la provincia de Barcelona.

Debe señalarse, en primer lugar, que la constitución de la actual representación de los trabajadores que componen la actual plantilla de personal de la empresa FRESENIUS MEDICAL CARE SERVICES CATALUNYA, S. L., distribuida en los distintos centros de trabajo relacionados, para la provincia de Barcelona, en el hecho probado segundo, deriva de lo dispuesto en los artículos 62 y 63.2 del Estatuto de los Trabajadores, según las elecciones a representantes realizadas en su día, las cuales no fueron impugnadas por la empresa demandada; en concreto, las efectuadas con posterioridad a la absorción de las empresas titulares de los distintos centros de trabajo.

A su vez, el artículo 67.3 del Estatuto de los Trabajadores establece el mantenimiento del mandato representativo y de las funciones de ello derivadas, que con carácter general se fija en cuatro años, hasta la celebración de nuevas elecciones sindicales, a salvo de la revocación de los representantes de los trabajadores por los cauces legales.

Finalmente conviene recordar, como pone de manifiesto la parte actora, que el artículo 44.5 del Estatuto de los Trabajadores contempla, en supuestos de transmisión empresarial con cambio de titularidad como el que nos ocupa, el obligado respeto a la función representativa de los trabajadores que pudieran verse afectados por la transmisión, de tal forma que el mandato de los representantes legales no se ve extinguido por el cambio acaecido en la titularidad empresarial. En iguales términos se pronuncia el artículo 5 de la Directiva Comunitaria 2001/23, de 12 de Marzo, al prever en el supuesto de inaplicación de la norma general de mantenimiento de los órganos de representación de los trabajadores por no conservación de la autonomía de l entidad transmitida, la obligación del legislador nacional de adoptar las medidas necesarias "para garantizar que los trabajadores traspasados que estaban representados antes del traspaso se hallen debidamente representados (...) durante el período necesario para la constitución de una nueva formación o designación de la representación de los trabajadores".

De otra parte, aun cuando la cuestión litigiosa no roza el tema de la constitución de un Comité intercentros, ni ninguna de las partes plantea la posibilidad de su constitución en orden a solucionar el conflicto pese a que implícitamente pudiera entenderse como posibilidad en el conjunto de la oposición empresarial a la demanda de conflicto colectivo planteada por los actores, la Sala quiere poner de manifiesto que su creación, a tenor de lo establecido en el artículo 63.3 del Estatuto de los Trabajadores, sólo es posible si su constitución y funcionamiento está pactado en Convenio Colectivo, lo que no es el caso al no preverse dicho órgano de representación en el Convenio Colectivo de la Sanidad Privada, de aplicación al conjunto de las relaciones laborales habidas entre las partes contendientes, por lo que la solución al conflicto no resulta posible por elevación mediante la constitución de dicho Comité intercentros.

Tercero.-En relación con la cuestión planteada tiene declarado el Tribunal Supremo, en sentencia de 23.07.90 (RJ 1990/6453) que "lo determinante para que no se pierda la condición de miembro del Comité de Empresa, es la subsistencia del centro de trabajo para el que el trabajador fue elegido, sin que dicho cometido se vea afectado por la integración o asunción de la titularidad por un nuevo empresario". Según lo expresado por el Tribunal Supremo, la condición de miembro del Comité no es un derecho contractual laboral que haya de ser incluido siempre y necesariamente en toda subrogación empresarial que opera en los casos de cambio de titularidad de empresa, sino que el mantenimiento de la representatividad que tal condición entraña dependerá en gran parte del modo, condiciones y circunstancias en que hubiere tenido lugar la sucesión empresarial y el traspaso de los trabajadores producido a consecuencia de la misma, y así ocurrirá que mientras en el caso de que el cambio de titularidad afecte por entero a un centro de trabajo o empresa que cuente con sus propios representantes laborales, la nueva adscripción empresarial no afectará por lo general a los elementos integrantes de la relación representativa, dada la subsistencia íntegra del centro de trabajo o empresa soporte fáctico del Comité. La representatividad colectiva se ejerce en el ámbito de la empresa o centro de trabajo en el que se prestan los servicios y por aquellos trabajadores que hayan resultado elegidos por los compañeros de esas unidades. En el caso de que unos trabajadores con cargo representativo en una empresa pasen a integrarse en otra distinta, no se podría pretender ejercer funciones representativas de un colectivo perteneciente a una empresa diferente de aquella para la que fueron elegidos, que además cuenta ya con sus propios representantes designados en su día con arreglo a la escala prevista en el ET, pues se produciría una doble representación (STS 29-9-1989 [RJ 1989, 6553 ]). Tampoco cuando se trata de un traslado o pase de los trabajadores de una empresa a otra empresa diferente, existiendo una cesión legal de trabajadores, efectuada conforme a derecho, y no de un cambio de empresario (STS 27-11-1989 [RJ 1989, 8259 ]). Vemos cómo lo determinante para que no se pierda la condición de miembro del Comité de Empresa, es la subsistencia del centro de trabajo, para el que el trabajador fue elegido, y no la empresa, sin que dicho cometido, se vea afectado por la integración o asunción de la titularidad por un nuevo empresario, por persistir aquel órgano de representación institucional, mientras que la actividad laboral se mantenga, si sólo hubo un cambio formal de titularidad, continuándose la misma actividad con idénticas funciones y número de trabajadores, subsistiendo los mismos centros de trabajo, la representatividad no puede quedar afectada por un acto discrecional del empresario; no siendo en definitiva a la Empresa a quien le incumbe determinar cuándo se produce la extinción de las funciones representativas de los trabajadores, sino a éstos (en este sentido se ha pronunciado la sentencia del TSJ de Murcia de 23/7/2002 [AS 2002, 2606 ])".

En definitiva y con palabras de esta última Sentencia citada, "el mantenimiento o la extinción del referido mandato dependerá de la subsistencia o no, como entidad económica dotada de autonomía, de la unidad productiva utilizada en la empresa transferida como base objetiva para la constitución de la correspondiente institución representativa. Si aquella unidad (la empresa o el centro de trabajo) subsiste bajo condiciones de autonomía, pervive la función representativa; pero si la organización de empresa tomada en consideración como unidad electoral desaparece tras su absorción, fusión o integración en una nueva organización empresarial, los mandatos se extinguen".

En el presente caso, habiéndose mantenido con posterioridad a la transmisión empresarial la unidad electoral, es decir, los centros de trabajo -autónomos y dotados de su propia organización y funcionamiento- pertenecientes a cada una de las empresas absorbidas de la que surgieron los representantes de los trabajadores cuestionados, sin que por la empresa demandada absorbente se hubiese impugnado el proceso electoral resultante, consintiendo el ejercicio pacífico por la representación de los trabajadores elegida en los procesos electorales recogidos en el relato de hechos probados de las competencias asignadas legalmente hasta la fecha de 11/09 en que, sin razón legal alguna o precepto jurídico oponible, decidió negar dicha legitimación yendo contra su propio comportamiento anterior, es evidente que dicha representación ha de pervivir mientras dure el mandato para el que fueron elegidos de conformidad a lo establecido en el artículo 67.3 y 4 del Estatuto de los Trabajadores, con el incuestionable derecho al ejercicio de las competencias que a tal efecto recoge el artículo 64 de dicho texto legal, por lo que se impone la estimación de la demanda promotora del presente conflicto colectivo.

Cuarto.-De conformidad a lo dispuesto en el artículo 233.2 de la Ley de Procedimiento Laboral no procede la imposición de costas a ninguna de las partes.

Vistos los preceptos legales citados, sus concordantes y demás disposiciones de general y pertinente aplicación,


FALLO


 
Que debemos estimar y estimamos la demanda de conflicto colectivo formulada por los trabajadores Silvia, Ana María, Hernan, Laureano, Carmela, Patricio, Severino, Fermina, Luz, Purificacion, Violeta, Luis Andrés, Angelica, Coro, Filomena y Maite, representantes de los trabajadores, contra la empresa FRESENIUS MEDICAL CARE SERVICES CATALUNYA, S.L., Begoña y Elvira y, en su consecuencia, declaramos que todos los representantes de los trabajadores, con mandato vigente en la citada empresa, ostentan la legitimación representativa de todo el personal de plantilla de los centros de trabajo de la provincia de Barcelona, con derecho al ejercicio de todas las competencias que a tales efectos reconoce el Estatuto de los Trabajadores y condenamos a la empresa demandada FRESENIUS MEDICAL CARE SERVICES CATALUNYA, S.L. a estar y pasar por dicha declaración con las consecuencias legales de ello derivadas. Sin costas

Notifíquese esta resolución a las partes y a la Fiscalía del Tribunal Superior de Justicia de Cataluña, y expídase testimonio que quedará unido al rollo de su razón, incorporándose el original al correspondiente libro de sentencias.

La presente resolución no es firme y contra la misma puede interponerse recurso de casación, para ante la Sala de lo Social del Tribunal Supremo, el cual deberá prepararse en el plazo de diez días siguientes a la notificación de la sentencia en la forma prevista en el art. 206.1 y.2 de la Ley de Procedimiento Laboral.

Asimismo, de conformidad con lo dispuesto en los artículos 227 y 228 del texto procesal laboral, todo el que (a excepción de los trabajadores o causahabientes suyos, los beneficiarios del régimen público de la Seguridad Social, quienes gocen del beneficio de justicia gratuita, el Ministerio Fiscal, el Estado, las Comunidades Autónomas, las Entidades Locales y los organismos dependientes de todos ellos) intente interponer recurso de casación, consignará como depósito la cantidad de 300 euros en la cuenta de consignaciones que esta Sala de lo Social del Tribunal Superior de Justicia de Catalunya tiene abierta en el Banco Español de Crédito-BANESTO-, en la Oficina núm 2015, sita en Ronda de Sant Pere, n.º 47, n.º 0937 0000 66, añadiendo a continuación los números indicativos del recurso en este Tribunal.

En caso de recurso de casación, la consignación del importe de la condena, cuando así proceda, se efectuará en la cuenta que esta Sala tiene abierta en BANESTO, en la oficina indicada en el párrafo anterior, n.º 0937 0000 80, añadiendo a continuación los números indicativos del recurso en éste Tribunal, y debiendo acreditar el haberlo efectuado al tiempo de preparar el recurso en esta Secretaría.

Así por nuestra sentencia, lo pronunciamos, mandamos y firmamos.

Publicación.-La anterior sentencia ha sido leida y publicada en el día de su fecha por el Ilmo. Sr. Magistrado Ponente, de lo que doy fe.


Este documento reproduce el texto oficial distribuido por el Centro de Documentación Judicial (CENDOJ). Lex Nova se limita a enriquecer la información, respetando la integridad y el sentido de los documentos originales.
Compartir por email
Imprimir
 
 
 
Oh happy Ley
Workshop Fiscalidad Madrid
Curso Incibe
III Congreso Compliance
 
Foros de formación