Thomson Reuters
 
 
Asesoría & Empresa, tu portal de actualidad
Buscar
 
 
 
 
 
Legislación
 
 
Compartir por email
Imprimir
 
 

INDICE

RESOLUCIÓN DE 7 DE MAYO DE 1995, DE LA DIRECCIÓN GENERAL DE TRABAJO, POR LA QUE SE ACUERDA LA INSCRIPCIÓN EN EL REGISTRO DE CONVENIOS COLECTIVOS DEL ACUERDO INTERPROFESIONAL CANARIO SOBRE PROCEDIMIENTOS EXTRAJUDICIALES DE SOLUCIÓN DE CONFLICTOS DE TRABAJO, Y SE ORDENA SU PUBLICACIÓN (BOCAC DE 16 DE JUNIO)




RESOLUCIÓN DE 7 DE MAYO DE 1995, DE LA DIRECCIÓN GENERAL DE TRABAJO, POR LA QUE SE ACUERDA LA INSCRIPCIÓN EN EL REGISTRO DE CONVENIOS COLECTIVOS DEL ACUERDO INTERPROFESIONAL CANARIO SOBRE PROCEDIMIENTOS EXTRAJUDICIALES DE SOLUCIÓN DE CONFLICTOS DE TRABAJO, Y SE ORDENA SU PUBLICACIÓN (BOCAC DE 16 DE JUNIO)


 
Documentos relacionados

Visto el Acuerdo de la Comisión negociadora de la Concertación Social suscrita entre el Gobierno de Canarias con los sindicatos U.G.T y CC.OO., la Confederación Canaria de Empresarios y la Confederación Provincial de Empresas de Santa Cruz de Tenerife, que alcanzó el Acuerdo Interprofesional Canario sobre procedimientos extrajudiciales de solución de conflictos de trabajo, y de conformidad con lo dispuesto en el artículo 90, números 2 y 3 de la Ley 8/1980, de 10 de marzo, del Estatuto de los Trabajadores y el Real Decreto 661/1984, sobre traspaso de funciones y servicios del Estado a la Comunidad Autónoma de Canarias, en materia de trabajo respectivamente, y el Decreto 230/1993, de 29 de julio, del Reglamento Orgánico de la Consejería acuerda:

Primero.-Ordenar la inscripción en el Registro de Convenios Colectivos con notificación a la Comisión negociadora.

Segundo.-Disponer el depósito del texto original.

Tercero.-Disponer su publicación en el Boletín Oficial de Canarias.

Contra el presente acto que no agota la vía administrativa recurso ordinario ante el Consejero de Trabajo y Función Pública, en el plazo de un mes desde la notificación o publicación de la presente resolución, y sin perjuicio de cualquier otro recurso que pudiera interponerse.


ACUERDO INTERPROFESIONAL CANARIO SOBRE PROCEDIMIENTOS EXTRAJUDICIALES DE SOLUCIÓN DE CONFLICTO DE TRABAJO


PREÁMBULO

Entre los acuerdos de la Concertación Social, suscrita el día 13 de mayo de 1994, por el Gobierno de Canarias con los sindicatos U.G.T. y CC.OO., la Confederación Canaria de empresarios y la Confederación Provincial de Empresarios de Santa Cruz de Tenerife, se adoptó el que las organizaciones empresariales y sindicales allí representadas iniciarán las negociaciones para llegar a un Acuerdo Interprofesional sobre la solución extrajudicial de los conflictos de trabajo, que sirviera para regular la paz laboral mediante decisiones libremente tomadas por dichos interlocutores sociales en virtud de la autonomía colectiva y para agilizar la resolución de dichos conflictos al evitar la excesiva carga que pesa sobre los Juzgados y Tribunales de lo Social en la Comunidad Canaria.

Consecuencia de la decisión expresada y como fruto de las negociaciones desarrolladas entre los agentes sociales aquí comparecientes, se alcanzó este Acuerdo Interprofesional para someter los conflictos colectivos de trabajo en todo el ámbito de Canarias al conocimiento y decisión de mecanismos privados de conciliación, mediación y arbitraje, así como en el plazo de seis meses los conflictos individuales que se generen en las islas de La Palma y Lanzarote, teniendo en cuenta la inexistencia de Juzgados de lo Social en dichas islas y los perjuicios que por tal razón se están causando a trabajadores y empresarios, que a la vista del resultado de dicha experiencia se extenderán en los seis meses siguientes a los conflictos individuales de trabajo que se promuevan en todo el territorio de la Comunidad Canaria.

Por todo ello, las mismas partes sociales que participaron y se comprometieron en la Concertación Social Canaria convienen en llevar a cabo un acuerdo sobre materia concreta, de los previstos en el artículo 83.3, en relación con los párrafos segundo y siguientes del artículo 91, todos del Estatuto de los Trabajadores, para regular los medios de solución no jurisdiccionales de los conflictos de trabajo en Canarias, tanto los colectivos como los individuales, estrictamente considerados, como los plurales.


TÍTULO PRELIMINAR

Disposiciones de caracter general


Artículo 1.  Naturaleza jurídica.-El presente pacto tiene la naturaleza jurídica de Acuerdo Interprofesional, conforme a lo dispuesto en el artículo 83.3 del Estatuto de los Trabajadores, que tiene por objeto la solución extrajudicial de los conflictos individuales y colectivos de trabajo.

Al ser de aplicación directa no precisa por tanto su incorporación expresa en los Convenios colectivos celebrados en la Comunidad Autónoma Canaria para su efectividad y vigencia.


Artículo 2.  Partes negociadoras.-Firman el presente Acuerdo Interprofesional, en representación de los empresarios, señor don Alberto Isasi Cuyás, presidente de la Confederación Canaria de Empresarios de Las Palmas y señor don José Fernando Rodríguez de Azero, presidente de la Confederación Canaria de Empresarios de Santa Cruz de Tenerife y en representación de los trabajadores señor don Manuel González Izquierdo, secretario general de Comisiones Obreras Canarias (CC.OO.) y señor don Miguel A. Hernández Pérez, secretario general de la Unión General de Trabajadores de Canarias (U.G.T.).

Ambas partes se reconocen mutua y recíprocamente capacidad y legitimación para ser signatarias del presente Acuerdo a tenor de lo dispuesto en los artículos 83, 87 y 88 del Estatuto de los Trabajadores y 6 y 7 de la Ley Orgánica de Libertad Sindical.


Artículo 3.  Ámbito objetivo.-Mediante el presente Acuerdo Interprofesional se crea el Tribunal Laboral Canario, que asumirá las funciones siguientes:

a)  La conciliación preceptiva previa a la jurisdicción social, en los conflictos de trabajo individuales y en los plurales, de acuerdo a lo establecido en el artículo 63 de la Ley de Procedimiento Laboral.

b)  La conciliación preceptiva previa a los procesos de conflictos colectivos sobre aplicación del derecho, a que se refiere el artículo 153 de la Ley de Procedimiento Laboral.

c)  La mediación en los supuestos de conflictos de trabajo tanto individuales, plurales como colectivos sobre aplicación del derecho y de regulación.

d)  El arbitraje en conflictos individuales, plurales y colectivos.

e)  Los conflictos que se susciten en la determinación de los servicios de seguridad y mantenimiento en los supuestos de huelga previstos en el artículo 6.7 del Real Decrto-Ley 17/1977, de 4 de marzo sobre relaciones de trabajo.


Artículo 4.  Ámbito territorial.-El ámbito de aplicación del presente Acuerdo Interprofesional es el de la Comunidad Autónoma de Canarias.


Artículo 5.  Ámbito funcional y personal.-1.  Las disposiciones de este Acuerdo Interprofesional serán de aplicación a todos los sectores de la producción y a todas las empresas que tengan centros de trabajo en la Comunidad Autónoma de Canarias, con independencia del ámbito del Convenio colectivo que resulte de aplicación.

2.  Los procedimientos de conciliación, mediación y arbitraje en conflictos individuales o plurales, serán de aplicación a todos los trabajadores y empresas que presten sus servicios en la Comunidad Autónoma de Canarias con la capacidad y legitimación suficiente prevista en la Ley de Procedimiento Laboral.

3.  Los procedimientos de solución de los conflictos colectivos que en el presente acuerdo se establecen, serán de aplicación para las organizaciones sindicales, representaciones unitarias de los trabajadores en las empresas, secciones sindicales, empresas y asociaciones de empresarios radicados en la Comunidad Autónoma de Canarias y que reúnan ya los requisitos de capacidad y legitimación, activa y pasiva, para promover los procedimientos establecidos en la Ley de Procedimiento Laboral, ya representen al interés colectivo afectado en el ámbito del conflicto de regulación que se promueva.


Artículo 6.  Ámbito temporal.-1.  El presente acuerdo, una vez publicado en el Boletín Oficial de Canarias, entrará en vigor a los veinte días de la constitución del Tribunal Laboral Canario y de las Secciones Territoriales, que en el mismo se crean, y tendrá una duración de dos años a partir de la citada constitución formal.

2.  Se entenderá prorrogado tácitamente por períodos anuales, según lo dispuesto en el artículo. 86.2 del Estatuto de los Trabajadores, de no mediar denuncia expresa de cualquiera de las partes firmantes, que será comunicada a las partes restantes con una antelación mínima de tres meses.

3.  Una vez denunciado el acuerdo continuará durante el plazo máximo de un año hasta la conclusión de un nuevo acuerdo que lo sustituya o a la imposibilidad de no llegarse a un acuerdo, en cuyo supuesto se aplicaría de nuevo el sistema vigente a la fecha de la firma.


Artículo 7.  Acuerdo complementario.-[...]

Este artículo 7 ha quedado sin efecto en virtud de la Resolución de 22 de abril de 1997, BOCAC de 7 de mayo.


TÍTULO I

Del Tribunal Laboral Canario


Artículo 8.  Integración.- [...]

El artículo 8 ha quedado sin efecto en virtud de la Resolución de 22 de abril de 1997, BOCAC de 7 de mayo.


Artículo 9.  Estructura orgánica.-1.  Estará constituido el Tribunal Laboral Canario por dos miembros de los sindicatos y dos miembros de las organizaciones empresariales en proporción a la representación que ostenten en el Consejo Canario de Relaciones Laborales, eligiéndose de entre los miembros al presidente.

2.  La duración del mandato de los miembros del Tribunal Laboral Canario será de dos años, sin perjuicio de ser nuevamente designados. Durante este tiempo las organizaciones firmantes podrán remover a sus representados.

3.  Por cada miembro se nombrará un suplente.

4.  Las Organizaciones empresariales y sindicales conforme a su representación en el Consejo Canario de Relaciones Laborales designarán o removerán a sus respectivos miembros y suplentes.

5.  Existirá un secretario del Tribunal con voz pero sin voto.


Artículo 10.  Funcionamiento del Tribunal.-El Tribunal Laboral Canario funcionará en Pleno o en Secciones Territoriales.


Artículo 11.  Del Pleno del Tribunal Laboral Canario.-1.  El Pleno estará integrado por todos los componentes del Tribunal Laboral Canario, reuniéndose como mínimo en sesión ordinaria una vez al mes, y con carácter extraordinario cuando sea convocado por el presidente o a petición de cualquiera de sus miembros.

2.  El orden del día del Pleno será elaborado por el presidente, que incluirá en todo caso las propuestas que para tal fin le formulen los vocales realizadas con una antelación mínima de siete días.

3.  La citación que se formule a cada uno de los miembros del Pleno incluirá el orden del día y se realizará con una antelación mínima de cinco días.

4.  Los miembros del Tribunal tendrán libre acceso en cada momento a toda la documentación que obre en la sede del Tribunal.

5.  Se constituirá válidamente el Pleno con la asistencia, además del presidente y del secretario, de un miembro de cada una de las representaciones sindical y empresarial.

6.  La sede del Tribunal Laboral Canario será itinerante entre todas las islas de la Comunidad Autónoma Canaria, según las decisiones del propio Pleno.


Artículo 12.  Funciones del Pleno del Tribunal Laboral Canario.-Serán funciones del Pleno las siguientes:

1.  La designación de los miembros de las secciones del Tribunal Laboral Canario que se crean por este Acuerdo Interprofesional en el ámbito territorial de la Comunidad Autónoma Canaria.

2.  Elaborar a propuesta de las respectivas secciones del Tribunal Laboral Canario los censos de árbitros y de mediadores. Dichos censos se elaborarán anualmente pudiéndose prorrogar la condición de árbitro o de mediador por nuevos períodos.

3.  Realizar la divulgación institucional del Tribunal Laboral Canario.

4.  Aprobar la memoria anual del Tribunal Laboral Canario.


Artículo 13.  De las Secciones Territoriales del Tribunal Laboral Canario.-1.  Se crean dos secciones del Tribunal Laboral Canario; una con ámbito territorial en las islas de Tenerife, La Palma, La Gomera y El Hierro y otra en las islas de Gran Canaria, Lanzarote y Fuerteventura.

2.  Cada sección estará compuesta por un representante sindical y un representante empresarial, designados por el Pleno, pudiendo éstos solicitar el asesoramiento técnico que consideren conveniente.


Artículo 14.  De las funciones de las Secciones Territoriales del Tribunal Laboral Canario.-Serán funciones de las Secciones del Tribunal Laboral Canario:

a)  La proposición al Pleno del Tribunal Laboral Canario de los miembros de los respectivos listados de mediadores y de árbitros.

b)  La proposición a las partes en situación de conflicto colectivo de los citados listados.

c)  La designación de oficio del mediador en los supuestos de conflictos colectivos jurídicos en los que no se alcanzase acuerdo en su designación.

d)  Reunirse cada vez que se formule en su ámbito territorial un conflicto colectivo.

e)  La celebración de las conciliaciones individuales a las que les sea de aplicación el presente Acuerdo.


Artículo 15.  Del presidente del Tribunal Laboral Canario.-1.  El presidente del Tribunal Laboral Canario será elegido por el Pleno, por períodos bienales, de entre los miembros del mismo.

2.  Serán funciones del presidente las siguientes:

a)  Ostentar la representación del Tribunal.

b)  Convocar las sesiones del Pleno y fijar el orden del día, de conformidad a lo previsto en el artículo 10.

c)  Velar por el cumplimiento de las normas de régimen interno del Tribunal.

d)  Formalizar los acuerdos del Pleno.

3.  En caso de ausencia, enfermedad o vacante, el presidente será sustituido por el vocal del Tribunal de mayor edad.


Artículo 16.  De los vocales del Tribunal Laboral Canario.-1.  Los vocales serán designados en los términos previstos en el artículo 9 del presente Acuerdo Interprofesional.

2.  Los derechos de los vocales serán los siguientes:

a)  Recibir la convocatoria y el orden del día con la antelación mínima de cinco días.

b)  Participar en los debates.

e)  Formular votos reservados contra los acuerdos que se adopten y expresar el sentido de su voto.

d)  Formular ruegos y preguntas.

e)  Acceder a la documentación depositada en la sede del Pleno y de las Secciones Territoriales.


Artículo 17.  De los secretarios del Tribunal Laboral Canario.-1.  Cada Sección Territorial del Tribunal tendrá un secretario, que a su vez actuará de secretario del Pleno cuando el mismo se reuna dentro de su ámbito territorial.

2.  Los secretarios serán designados por el Pleno del Consejo Canario de Relaciones Laborales.

3.  Serán funciones de los secretarios las siguientes:

a)  Asistir como secretario a las reuniones de las secciones y de los Plenos de su ámbito territorial.

b)  Ejercer la coordinación técnico-administrativa de los distintos servicios del Tribunal Laboral Canario y de la Sección Territorial de su ámbito.

c)  Levantar acta y dar curso correspondiente a los acuerdos que se adopten por el Pleno y la Sección Territorial, en su caso.

d)  Certificar los actos y acuerdos que adopte el Pleno y la Sección Territorial, en su caso.

e)  Despachar con el presidente los asuntos ordinarios y aquellos otros que le fuesen encargados por aquél.

f)  Asumir la dirección del personal al servicio del Tribunal.

g)  Elaborar la memoria anual de las actividades del Tribunal Laboral Canario.


TÍTULO II

De los procedimientos de convenio colectivo


CAPÍTULO I

De la intervención de las Comisiones paritarias de los Convenios colectivos


Artículo 18.  De la intervención preceptiva de las Comisiones paritarias.-Los conflictos colectivos de interpretación o aplicación de los Convenios o pactos colectivos en los que se han establecido como trámite obligatorio acudir a la Comisión paritaria de los mismos para su resolución, deberán ser sometidos a dicha Comisión paritaria con carácter previo a la promoción de cualquier procedimiento de solución previsto en el presente título.


Artículo 19.  Procedimiento ante la Comisión paritaria.-1.  El procedimiento a seguir ante la Comisión paritaria será el establecido por la norma convenida que la creó.

2.  A falta de normas de procedimiento contenidas en el propio Convenio o pacto colectivo, la intervención de la Comisión paritaria será solicitada por cualquiera de las partes firmantes del Convenio o pacto colectivo o por los legitimados del presente acuerdo, mediante escrito a la sede de la Comisión paritaria designada en la norma convenida, o en su defecto ante la sección competente del Tribunal Laboral Canario, que asumirá el deber de promover la convocatoria inmediata de la Comisión.


Artículo 20.  Agotamiento del procedimiento previo ante la Comisión paritaria.-1.  A falta de normas de procedimiento del propio Convenio o pacto colectivo, se considerará agotado el trámite previo ante la Comisión paritaria del Convenio, si ésta no lograse alcanzar un acuerdo, o en todo caso, si transcurriesen veinte días naturales desde la solicitud sin que la solución se produzca o cuando ambas partes afectadas por el conflicto deben dar por concluido el trámite sin acuerdo antes de expirar el plazo indicado.

2.  De la imposibilidad de acuerdo se levantará acta de la que se deberá facilitar copia a los interesados.

3.  No se computará a efectos del plazo señalado en el párrafo primero el período de vacaciones laborales, cuando su disfrute haya sido establecido con carácter general para todo el personal dentro del ámbito del Convenio o pacto.

4.  Si se alcanzase acuerdo en el trámite ante la Comisión paritaria, ésta en el plazo de cinco días hábiles remitirá copia del acta al Tribunal Laboral Canario, haciendo también entrega de copia a los interesados.


CAPÍTULO II

De los procedimientos de solución de conflictos colectivos


SECCIÓN 1ª.  DISPOSICIONES COMUNES A LOS PROCEDIMIENTOS DE SOLUCIÓN DE LOS CONFLICTOS COLECTIVOS


Artículo 21.  Objeto de los procedimientos de solución de los conflictos colectivos.-1.  Deberán someterse al preceptivo procedimiento de conciliación ante las Secciones Territoriales del Tribunal Laboral Canario, los conflictos colectivos jurídicos que afecten a los intereses generales de un grupo de trabajadores y que versen sobre la aplicación e interpretación de una norma estatal o Convenio colectivo cualquiera que sea su eficacia y decisión o práctica de empresa, constituyéndose la Sección Territorial competente del Tribunal Laboral Canario como el órgano de conciliación a que se refiere el artículo 153 de la Ley de Procedimiento Laboral.

2.  Se establece en el presente Acuerdo Interprofesional un procedimiento voluntario de solución de los conflictos jurídicos que consistirá en un sistema de mediación y otro de arbitraje.

3.  También podrán someterse, en los términos que se establecen en el presente Acuerdo Interprofesional, a los trámites de conciliación, mediación y arbitraje los llamados conflictos colectivos de intereses o de ruptura de negociaciones.

4.  Tanto en los supuestos de conflictos colectivos jurídicos como en los de intereses, podrá accederse de común acuerdo al procedimiento de arbitraje, sin haber agotado previamente los de mediación y conciliación.


SECCIÓN 2.ª  PROCEDIMIENTOS DE CONCILIACIÓN Y MEDIACIÓN


Artículo 22.  De la legitimación.-Están legitimados para promover los procedimientos de solución de los conflictos colectivos:

a)  Las organizaciones empresariales y sindicales firmantes del presente Acuerdo Interprofesional.

b)  Las organizaciones sindicales y empresariales cuyo ámbito se corresponda o sea más amplio que el del conflicto, en aquellos conflictos de ámbito superior a la empresa.

c)  Los empresarios y los órganos de representación legal o sindical de los trabajadores, cuando se trate de conflictos de empresa o de inferior.


Artículo 23.  Iniciación del procedimiento de conciliación y mediación.-1.  La promoción del procedimiento de conciliación y mediación en los conflictos colectivos, sean jurídicos o de intereses, se iniciará con la presentación de un escrito dirigido a la sede de la Sección Territorial del Tribunal Laboral Canario donde esté domiciliada la parte contra la que va dirigido el conflicto o del lugar donde se presten servicios, a elección de los instantes.

2.  El escrito que promueva el inicio del trámite contendrá, como mínimo, los siguientes extremos:

a)  Los datos personales de quienes lo promuevan, de los demás interesados si los hubiese y de la parte o partes contra la que va dirigido el conflicto.

b)  El objeto del conflicto, argumentos en los que se fundamente y pretensión.

c)  Colectivo de trabajadores afectados.

d)  Ambito territorial del conflicto.

e)  Designación de la empresa, empresas o sector afectado por el conflicto colectivo.

f)  Documento acreditativo de la intervención de la Comisión paritaria en los supuestos de conflictos colectivos jurídicos o de interpretación, si fuera preceptiva su intervención.

g)  La manifestación de si va o no asistido de asesor.

h)  Fecha y firma de la representación del sujeto colectivo que inicia el procedimiento.


Artículo 24.  De la conciliación.-1.  En el plazo de cinco días hábiles, la Sección Territorial del Tribunal Laboral Canario procederá a citar a las partes, por cualquier medio que permita tener constancia de la recepción, remitiendo copia del escrito inicial de conflicto a la parte demandada.

2.  Si no compareciera la parte instante del conflicto se procederá al archivo de lo actuado, salvo que se alegue justa causa.

3.  Si no compareciera la parte contra la que va dirigido el conflicto, se entenderá el mismo intentado sin efecto, archivándose lo actuado si se tratase de conflicto colectivo de intereses o de ruptura y si lo fuera jurídico se entenderá agotado el trámite previo de conciliación a que se refiere el artículo 153 y concordantes de la Ley de Procedimiento Laboral, entregándose a las partes copia certificada de la comparecencia en ambos supuestos.

4.  Comparecidas las partes, la Sección Territorial del Tribunal Laboral Canario intentará la avenencia entre las mismas, moderando el debate y concediendo a los interesados cuantas intervenciones crea conveniente, pudiendo llegar a sugerir soluciones equitativas, así como la convocatoria de nuevas sesiones con el fin de llegar a un acuerdo y levantándose acta de todo lo actuado.


Artículo 25.  Terminación de la conciliación.-Haciéndose constar en el acta correspondiente, el trámite se dará por concluido en los siguientes supuestos:

a)  Mediante avenencia entre las partes. Se entenderá que ésta existe cuando se logre el voto favorable de la mayoría de cada parte. De cumplirse los requisitos de representatividad exigidos por el Estatuto de los Trabajadores, la avenencia producirá los efectos de un Convenio colectivo, de los regulados por dicha Ley y será objeto de registro y publicidad oficial.

b)  Mediante decisión de la mayoría de cada parte de proponer la mediación formal según viene determinado en el artículo siguiente.

c)  Mediante decisión de la mayoría de cada parte de someter sus discrepancias al procedimiento de arbitraje que regula la sección tercera de este capítulo.

d)  Mediante desavenencia definitiva entre las partes, sin que las mismas entiendan posible acudir al trámite de mediación.

e)  Por el transcurso de cinco días hábiles desde el comienzo de la conciliación sin alcanzarse acuerdo, salvo que la mayoría de cada parte decida prorrogar por más tiempo el procedimiento.


Artículo 26.  Del trámite de mediación.-1.  Al trámite de mediación puede accederse por decisión de la mayoría de cada parte del conflicto una vez agotado el procedimiento de conciliación o directamente por acuerdo en igual porcentaje, sin necesidad de realizar la conciliación.

En este último supuesto, las representaciones de las partes afectadas procederán de forma unánime a designar al mediador de entre la lista de mediadores que les facilite el Tribunal o cualquier otra persona ajena a dicha lista.

2.  El mediador, oídas las partes, efectuará una propuesta de solución escrita en el plazo de cinco días o en otro superior que concedan las partes, la cual afectará a todos o parte de los puntos debatidos y motivando su propuesta, de la que se dará traslado a las partes.

3.  Las partes intervinientes deberán expresar por escrito, que se presentará al mediador, su aceptación o rechazo a la propuesta. La propuesta se presumirá rechazada por aquéllas si, en el plazo de cinco días hábiles contados desde el siguiente al de su notificación, no presentasen dicho escrito aceptando la propuesta, salvo petición fundada de ampliación de plazo, que aceptará o rechazará el mediador de modo razonado.

4.  En plazo de cinco días, prorrogables por otros cinco a juicio del mediador, éste redactará un acta final que expresará los sujetos y las causas por las que se ha rechazado o aceptado su propuesta. Los efectos del acta final serán, en caso de aceptación de la propuesta, los propios de un Convenio colectivo de los regulados por el Estatuto de los Trabajadores, si se reuniesen los requisitos de representatividad y de mayorías que establece dicha Ley, para lo cual la mencionada acta será objeto de registro y publicidad oficial.

5.  En el caso de que la propuesta de mediación fuese rechazada, el mediador, si existiese voluntad expresa y mayoritaria de las partes de someterse al procedimiento de arbitraje, la recogerá en el acta, que reunirá los requisitos referidos en el artículo 23 del presente Acuerdo y remitirá la documentación tramitada hasta el momento a la Sección Territorial competente del Tribunal Laboral Canario para que éste proceda de acuerdo con el trámite establecido para el arbitraje.


Artículo 27.  De los efectos de los procedimientos de conciliación y mediación.-La iniciación de los procedimientos de conciliación y mediación impedirá la convocatoria de nuevas huelgas y la adopción de medidas de cierre patronal sobre el tema objeto de la controversia, así como el ejercicio de acciones judiciales, hasta tanto no concluyan los procedimientos pactados en el presente Acuerdo.


SECCIÓN 3.ª  DEL PROCEDIMIENTO ARBITRAL


Artículo 28.  Supuestos en los que procede la aplicación del procedimiento arbitral.-1.  El procedimiento de arbitraje requerirá la manifiesta expresión de la voluntad de las partes de someterse a la decisión imparcial del árbitro, por ellas libremente elegido, que tendrá carácter de obligado cumplimiento.

2.  Podrán someterse a dicho procedimiento: la representación legal de los trabajadores en una empresa, los sindicatos, los empresarios y sus asociaciones, todos ellos en sus respectivos ámbitos de legitimación en los términos previstos en la Ley Orgánica de Libertad Sindical y en la Ley de Procedimiento Laboral.

3.  El arbitraje procederá en los supuestos siguientes:

a)  Cuando la conciliación resulta sin avenencia o no es aceptada la mediación y las partes de modo expreso deciden someterse al procedimiento arbitral en los términos de los artículos 25.c) y 26.5 de este Acuerdo.

b)  Cuando las partes directamente afectadas por un conflicto colectivo decidan expresamente someter la resolución del mismo a este procedimiento.


Artículo 29.  Iniciación del procedimiento arbitral.-1.  En los supuestos en que el procedimiento de arbitraje se inicie como consecuencia de la decisión adoptada por las partes a tenor de lo establecido en el artículo 25.c) de este Acuerdo, el pacto de someter el conflicto a arbitraje se unirá a lo actuado y se remitirá al árbitro que las partes designen.

2.  Cuando el procedimiento arbitral se promueva directamente por las partes afectadas por un conflicto colectivo, éstas sin más trámite solicitarán al Tribunal Laboral Canario la tramitación del procedimiento arbitral.

3.  El documento en el que las partes acuerdan someterse al procedimiento arbitral, deberá contener como mínimo los siguientes extremos:

a)  Determinación de las partes que deciden someterse al arbitraje, su legitimación y su ámbito de representación.

b)  Las cuestiones concretas que se someten al arbitraje.

c)  El criterio de derecho o de equidad, al que ha de ajustar el árbitro su decisión.

d)  El árbitro o árbitros designados por las partes o la solicitud de su designación, según las reglas del párrafo siguiente.

4.  La Sección Territorial competente del Tribunal Laboral Canario presentará a las partes que así lo soliciten, en plazo de tres días hábiles, una propuesta de árbitro. Si no se logra un acuerdo unánime el Tribunal presentará una lista impar de árbitros, de la que una y otra parte por mayoría descartará nombres alternativos hasta que quede un solo nombre. Por igual mayoría, las partes afectadas podrán optar por designar un árbitro no incluido en el registro de árbitros, en cuyo supuesto los gastos y honorarios que se devengarán serán a cargo de las partes.


Artículo 30.  Renuncia al ejercicio del derecho de huelga y de cierre patronal.-La iniciación del procedimiento de arbitraje implicará la renuncia al ejercicio del derecho de huelga y a la adopción de medidas de cierre patronal, tanto durante la tramitación del procedimiento como durante la impugnación de la decisión arbitral.


Artículo 31.  Renuncia al ejercicio de acciones.-La iniciación del procedimiento de arbitraje implicará la renuncia de ambas partes a la utilización de vías judiciales o administrativas para la resolución de las cuestiones sometidas al mismo, salvo la impugnación judicial del laudo arbitral.


Artículo 32.  Tramitación y efectos.- 1.  La actividad del árbitro comenzará inmediatamente después de su designación, recabando información que considere necesaria para su función, se garantizarán en el procedimiento la audiencia de las partes y los principios de igualdad y contradicción, sin que pueda producirse indefensión.

2.  Los plazos para los trámites intermedios serán acordados discrecionalmente por el árbitro, con criterios de razonabilidad y sin que en ningún caso, salvo acuerdo expreso de las partes, dichos trámites excedan de un mes de plazo.

3.  Oídas las conclusiones finales de las partes, que se incluirán en la preceptiva acta que se levante al efecto, analizadas las pruebas propuestas por las partes e intentada la última aproximación de las posturas de las partes, se dictará resolución en plazo máximo de siete días hábiles desde el último trámite.

4.  El laudo arbitral deberá siempre contener los criterios de derecho o equidad en que se funda.

5.  Si las partes instantes del conflicto colectivo ostentasen la representación exigida por el Estatuto de los Trabajadores para negociar un Convenio colectivo de carácter estatutario y eficacia general, el laudo arbitral será objeto de publicación y registro oficial.

6.  El laudo emitido podrá ser impugnado ante la jurisdicción social, según la modalidad procesal de impugnación de Convenios colectivos, tramitada según el procedimiento de conflicto colectivo, regulado en la Ley de Procedimiento Laboral.


TÍTULO III

Mecanismos de determinación de servicios de mantenimiento en caso de huelga


Artículo 33.  Negociación de los servicios de mantenimiento.-1.  Convocada huelga en un sector o empresa determinada, el sindicato o sindicatos convocantes, o la representación unitaria de los trabajadores en la empresa, presentarán a la contraparte empresarial afectada, acompañando al preaviso una propuesta de servicios de mantenimiento, de los previstos en el párrafo 7.º del artículo 6 del Real Decreto-Legislativo 17/1977, de 4 de marzo, que sea preciso prestar durante la misma, y corresponda garantizar al Comité de huelga, así como de los trabajadores que hayan de atenderlos.

2.  En el plazo máximo de dos días naturales, ambas partes deberán negociar para llegar a un acuerdo sobre determinación de los servicios de mantenimiento, aceptando o modificando la propuesta de los convocantes. Ambas partes estarán obligadas a negociar de buena fe.

3.  El deber de negociar los servicios de mantenimiento en el plazo fijado se mantiene en todo caso si el convocante de la huelga es un sindicato de los firmantes del presente Acuerdo Interprofesional.


Artículo 34.  Procedimiento de arbitraje en caso de desacuerdo en la determinación de servicios de mantenimiento.-1.  Transcurrido el plazo señalado en el artículo anterior sin que se haya obtenido acuerdo, ambas partes podrán someterse a un árbitro, designado de común acuerdo o, en su defecto, mediante el procedimiento señalado en el artículo 29.4 de este Acuerdo, para que en el plazo improrrogable de dos días desde su designación, dicte laudo motivado por el que se fijan los servicios de mantenimiento a garantizar durante la huelga.

2.  El árbitro deberá tener en cuenta para emitir su decisión tanto la propuesta de las organizaciones convocantes como las modificaciones mantenidas por la contraparte afectada, valorando además las circunstancias concretas de duración o extensión de la huelga y su posible incidencia en la seguridad de las personas.

3.  El deber de negociar los servicios de mantenimiento en el plazo fijado continúa en todo caso si el convocante de la huelga es un sindicato de los firmantes del presente Acuerdo.


TÍTULO IV

Conciliación, mediación y arbitraje en los conflictos individuales


CAPÍTULO I

Cuestiones generales de la conciliación individual


Artículo 35.  Competencias en materia de conciliación individual.-El Tribunal Laboral Canario es competente para tramitar y celebrar la conciliación previa a la jurisdicción social, con las excepciones que se incluyen en este Acuerdo, de conformidad con el artículo 63 del Real Decreto-Legislativo 2/1995, de 7 de abril, por el que se aprueba el texto refundido de la Ley de Procedimiento Laboral.


Artículo 36.  Carácter preceptivo de la conciliación individual.-Por virtud del artículo 63 de la Ley de Procedimiento Laboral y del carácter normativo del presente Acuerdo Interprofesional será requisito previo para la interposición de cualquier demanda ante la jurisdicción social, el intento de conciliación ante el Tribunal Laboral Canario, en sus distintas Secciones Territoriales, sin más excepciones que las reseñadas en la citada Ley Procesal.


Artículo 37.  Papeleta de conciliación.-1.  La papeleta de conciliación se presentará por el interesado ante la Sección Territorial del Tribunal Laboral Canario del lugar de prestación de servicios o del domicilio del demandado, a elección de quien presente la demanda.

2.  La papeleta de conciliación deberá contener como mínimo los requisitos exigidos para las demandas en la Ley de Procedimiento Laboral.

3.  Se estará a lo dispuesto en la Ley de Procedimiento Laboral en todo lo referente a la capacidad y legitimación y a la representación y defensa.

4.  Del escrito solicitando la conciliación se aportará un número de copias equivalentes a los interesados más dos y se presumirá autorizada para recibir la citación a la persona que lo presente aunque no fuese el interesado.


Artículo 38.  Caducidad y prescripción.-La presentación de la papeleta de conciliación suspenderá los plazos de caducidad e interrumpirá los de prescripción. El cómputo de la caducidad se reanudará al día siguiente de intentada la conciliación o transcurridos quince días desde su presentación sin que se haya celebrado. En todo caso, transcurridos treinta días sin celebrarse el acto de conciliación se tendrá por terminado el procedimiento y cumplido el trámite.


Artículo 39.  Acto de conciliación.-1.  La asistencia al acto de conciliación será obligatoria para los litigantes.

2.  Al acto de conciliación serán citados todos los interesados, que podrán comparecer al acto por sí mismos o por medio de representantes y acompañados de un hombre bueno, si así lo estimaran.

3.  Presidirá el acto de conciliación un letrado conciliador adscrito al Tribunal Laboral Canario, pudiendo asistir, en calidad de observadores, los miembros de la Sección Territorial del Tribunal Laboral Canario que lo consideren oportuno.

4.  Tanto el letrado-conciliador, como los observadores si los hubiese, invitarán a las partes para que alcancen acuerdo, proponiendo verbalmente las soluciones que se estimen equitativas, concediéndose a las partes cuantas intervenciones se consideren adecuadas al fin que se pretende.

5.  De existir acuerdo se levantará acta del mismo, que tendrá la fuerza ejecutiva que le concede el artículo 68 de la Ley de Procedimiento Laboral.

6.  Si el solicitante citado en debida forma no compareciese el día y la hora señalados, ni alegase justa causa; se tendrá por no presentada la papeleta de conciliación, archivándose lo actuado. Alegada y justificada dicha causa, se hará un nuevo señalamiento si existiesen términos hábiles para ello.

Si no comparecieran los demás interesados se tendrá por intentada la conciliación sin efecto.

7.  De no llegarse a acuerdo en la fase de conciliación el letrado conciliador ofrecerá resolver el asunto a través de mediación o arbitraje.

8.  El acuerdo de conciliación podrá ser impugnado conforme a lo previsto en el artículo 67, 1 y 2 de la Ley de Procedimiento Laboral.


CAPÍTULO II

Mediación en los conflictos individuales


Artículo 40.  Cuestiones generales.-1.  A través del procedimiento de mediación en los conflictos individuales, las partes que no hubiesen alcanzado acuerdo en el trámite de conciliación preceptivo, podrán de modo expreso y escrito someterse a que un mediador, aceptado por ambas partes, formule una propuesta escrita y motivada de solución del conflicto, que podrá ser aceptada o rechazada también por las partes y por escrito.

2.  La Sección Territorial del Tribunal Laboral Canario propondrá una lista de mediadores para su elección por las partes y facilitando dicho Tribunal los medios para que se dicte la oportuna propuesta.

No obstante, las partes podrán elegir como mediador a otra persona que no esté incluida en la lista, en cuyo caso será a cargo de las mismas los gastos que se originaren.


Artículo 41.  Procedimiento de mediación.-1.  Designado el mediador por las partes de común acuerdo, se procederá, a sin impulso, a oír aquéllas, practicándose, si fuese preciso a juicio del mediador, las diligencias imprescindibles, dictándose propuesta escrita y fundada en plazo no superior a cinco días hábiles salvo acuerdo de las partes o decisión del mediador, sin que, en ningún caso, pueda superarse el plazo de diez días hábiles.

2.  La propuesta del mediador será remitida a las partes, que en plazo no superior a cinco días manifestarán por escrito su aceptación o rechazo a la misma. Transcurrido dicho plazo sin emitirse la aceptación o rechazo deberá entenderse que no se acepta la propuesta, salvo que se solicite por la parte una prórroga del plazo y sea concedida por el mediador.

3.  Una vez recibidos los escritos de aceptación o rechazo, el mediador en plazo no superior a cinco días hábiles redactará un acta final en la que se contendrán los acuerdos o desacuerdos alcanzados por las partes; dicha acta será ratificada y firmada por las partes en plazo no superior a cinco días contados desde la notificación de la misma.

4.  El acuerdo pleno o parcial alcanzado tendrá idénticos efectos que la conciliación con avenencia.

5.  Si no se alcanza acuerdo, el mediador propondrá a las partes el sometimiento de la controversia a arbitraje.


CAPÍTULO III

Arbitraje en los conflictos individuales


Artículo 42.  Cuestiones generales.-1.  Por medio del arbitraje los sujetos titulares de un contrato de trabajo, legitimados para actuar procesalmente de acuerdo con la Ley de Procedimiento Laboral, pueden someter a la decisión de un árbitro las cuestiones litigiosas que puedan surgir en materias de su libre disposición, previa aceptación de la persona que ejercerá la función arbitral así como de la suscripción de un Convenio arbitral.

2.  Mediante el Convenio arbitral se hará constar la voluntad de las partes, de modo claro y expreso, de someter la solución de una o varías cuestiones litigiosas a un arbitro, así como la inequívoca sumisión a la resolución que se dicte.

3.  Los procedimientos arbitrales en materia individual se regirán por los principios de gratuidad, con la excepción prevista en el apartado 5 del artículo siguiente, igualdad, imparcialidad, independencia, inmediación, audiencia y contradicción.


Artículo 43.  Procedimiento arbitral en los conflictos individuales.-1.  Al procedimiento arbitral puede accederse una vez concluidos los trámites de conciliación y mediación o una vez realizado sólo uno de ellos o de modo directo.

2.  Ante la Sección Territorial del Tribunal Laboral Canario que resulte competente en razón del territorio, se suscribirá por las partes el compromiso de sumisión al arbitraje, en el que se determinará si es de equidad o de derecho.

3.  Inmediatamente se les mostrará a las partes el listado de árbitros que constará en la Sección Territorial del Tribunal Laboral Canario, y de común acuerdo las partes designarán uno de entre los árbitros que figuran en la lista.

4.  Si no se alcanzase acuerdo en la designación de árbitro, se archivará lo actuado sin más trámite.

5.  No obstante el listado arbitral del Tribunal Laboral Canario, las partes podrán designar como árbitro a otra persona que no figure en la lista, en cuyo caso serán a cargo de dichas partes los gastos que pudieran ocasionarse.

6.  Una vez designado el árbitro, en plazo no superior a tres días hábiles, éste convocará a las partes para ser oídas y analizar las pruebas que sean propuestas a instancia de las partes o acordadas de oficio y practicando las que el árbitro estime pertinentes.

7.  Finalizado el período de audiencia y prueba, que nunca será superior a quince días hábiles desde el inicio del procedimiento, se dictará laudo arbitral, que será notificado a las partes.


TÍTULO V

De los recursos


Artículo 44.  Recursos contra acuerdos y laudos arbitrales.-Los acuerdos logrados a través de la mediación así como el laudo arbitral que se dicte podrán ser impugnados por los motivos y conforme a los procedimientos previstos para los Convenios colectivos, teniéndose en cuenta a estos efectos lo previsto en el artículo 91 del Estatuto de los Trabajadores.


TÍTULO VI

De la firmeza de los Laudos Arbitrales


Artículo 45.  De los efectos de los laudos arbitrales firmes.-Los laudos arbitrales firmes se entenderán equiparados a las sentencias firmes; y siéndoles de aplicación a todos los efectos lo previsto en la disposición adicional séptima de la Ley de Procedimiento Laboral.


TÍTULO VII

Gestión de los procedimientos


Artículo 46.  Información de los procedimientos.-Los Tribunales Laborales Canarios informarán a los firmantes de este Acuerdo de todos aquellos procedimientos promovidos, así como del resultado de los mismos.


Artículo 47.  Registro de conciliadores-mediadores y árbitros.-1.  Se constituirá un Registro de Conciliadores Mediadores y otro de Arbitros en el ámbito territorial de cada Tribunal Laboral Canario, así como un Registro Central de los mismos.

2.  Los miembros serán designados por acuerdo unánime de las organizaciones firmantes, con periodicidad bianual.

3.  Con periodicidad bianual cada una de las organizaciones firmantes podrá rehusar hasta un total de dos miembros que figuren integrados en ambos Registros.


TÍTULO VIII

Gestión del acuerdo


Artículo 48.  Comisión paritaria del Acuerdo Interprofesional.-1.  La interpretación y aplicación del presente Acuerdo se confía a una Comisión paritaria integrada por cuatro representantes de las organizaciones sindicales, en función a su representatividad y por un número igual de representantes de las organizaciones empresariales.

2.  La Comisión paritaria se reunirá al menos dos veces al año, con carácter ordinario, y extraordinariamente cuantas veces lo pida una de las partes firmantes, con el objeto de evaluar la aplicación y el funcionamiento del Acuerdo. A dichas reuniones podrá asistir una representación de la Consejería del Gobierno de Canarias que tenga atribuidas las competencias en materia de trabajo, a fin de suministrar la información que se le solicite.

3.  La Comisión paritaria adoptará sus acuerdos por mayoría.


DISPOSICIONES TRANSITORIAS



Disposición transitoria primera.-El Tribunal Laboral Canario se constituirá dentro de los tres meses siguientes a la publicación de este Acuerdo en el Boletín Oficial de Canarias.


Disposición transitoria segunda.-A partir de la entrada en vigor de este Acuerdo conforme a lo previsto en el artículo 6, el mismo será de inmediata aplicación sólo a los conflictos colectivos de trabajo que se produzcan en todo el territorio de la Comunidad Autónoma Canaria y a los seis meses siguientes se extenderá también a los conflictos individuales que se susciten en las islas de La Palma y Lanzarote.

Transcurridos seis meses a partir del plazo anterior y a la vista del resultado de la experiencia antes referida, el Tribunal Laboral Canario conocerá tanto de los conflictos colectivos como de los individuales que se planteen en todo el ámbito de la Comunidad Autónoma Canaria.


DISPOSICIONES ADICIONALES



Disposición adicional primera.-Los firmantes del presente Acuerdo Interprofesional asumen el compromiso de incorporar la totalidad de los supuestos de controversias individuales dentro de los sistemas de conciliación mediación y arbitraje del Tribunal Laboral Canario.


Disposición adicional segunda.-El Pleno del Tribunal Laboral Canario, a propuesta de las respectivas Secciones Territoriales elaborará un listado de conciliadores mediadores y otro de árbitro, con ámbito territorial en toda la Comunidad Autónoma de Canarias.

Compartir por email
Imprimir
 
 
 
 
Oh happy Ley
Workshop Fiscalidad Madrid
Curso Incibe
III Congreso Compliance
 
Foros de formación